El Ebitda ascendió a 23,9 millones de euros, un 4% menos. Los laboratorios farmacéuticos Rovi se 'constiparon' en el primer semestre de este año. Y es que registraron un beneficio neto de 15,8 millones de euros, cifra un 12,5% inferior a la del mismo periodo de 2016, según ha informado la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). El resultado bruto de explotación (Ebitda) de Rovi ascendió a 23,9 millones de euros hasta junio, un 4% menos respecto al primer semestre del año pasado. No obstante, sin contar los ingresos recurrentes de 2016, el Ebitda aumenta un 14% en el semestre. Los ingresos operativos del grupo aumentaron un 8% entre enero y junio, hasta alcanzar los 138,8 millones de euros, gracias principalmente al negocio de fabricación a terceros, que creció un 27%, y al área de especialidades farmacéuticas, cuyas ventas crecieron un 3%. José Ángel Gutiérrez [email protected]