• Es más, insiste en forzar a Rajoy a convocar elecciones.
  • ¿Con los votos que ofrecen las encuestas a los socialistas?
  • El secretario general del PSOE vuelve a sentir el vértigo del abismo.
  • O sea, la tendencia a acercarse al separatismo y a Podemos: el Frente Popular.
  • En el pasado reciente esa estrategia ha resultado un desastre pero Sánchez insiste.
Rodríguez Zapatero (ZP) es un experto en pasar del éxito al fracaso. Tras su sonada plancha con la tiranía  venezolana, don José Luis se vuelve ahora a España para influir un tanto en el solar patrio. Y no tiene malas ideas. Por ejemplo, intenta convencer a Pedro Sánchez para que se alíe con el PP, en temas puntuales, a fin de pararle los pies al populismo de izquierdas (Podemos) y al populismo de derechas (Ciudadanos)… que también le roba votos al PSOE. Con poco éxito, porque Sánchez es un hombre de ideas fijas y antes que aliarse con el PP, enemigo atávico de la izquierda, pretende asomarse otra vez al precipicio de la alianza con nacionalistas y podemitas. Mismamente el mal de altura que sufrió durante el primer trimestre de 2016 cuando se emborrachó con la idea de llegar a La Moncloa con la creación de un Frente Popular. Sánchez vuelve. Eulogio López [email protected]