Naturgy recoge en bolsa, con una subida en torno al 3%, el fallo favorable del arbitraje del Banco Mundial (Ciadi), que obliga a Egipto a pagar a la antigua Gas Natural Fenosa 170 millones de euros (2.013 millones de dólares). La denuncia fue presentada en 2014 debido a la falta de suministro a la planta de Damietta.

Aunque viene de atrás, es un tanto para Francisco Reynés (en la imagen), sobre todo porque la gasista contabilizó una pérdida de 628 millones en sus cuentas y ahora se abre la puerta para su normalización.

Naturgy contabilizó una pérdida de 628 millones por la planta de Damietta y ahora espera poner en valor su inversión

La energética explica en un comunicado que Egipto no dio “el trato justo y equitativo” que exige el tratado bilateral España-Egipto de protección de inversiones. Así ocurrió en 2012, siete años después de la puesta en marcha de la planta, cuando dejó de recibir el suministro de gas.

Ahora confía, añade el comunicado, en que el laudo arbitral permita un acuerdo global, además de “poner en valor su inversión en Egipto a través de un acuerdo comercial y el restablecimiento del suministro de gas a la planta”.

A ese argumento se ha agarrado el mercado para relanzar la acción en bolsa hasta 23,67 euros, con lo que acumula en el año con una subida del 19%. Naturgy es, de hecho, el valor que más sube este lunes en el Ibex.