• La razón: el repunte del 14% de la deuda del grupo, hasta contabilizar 6.285 millones de euros.
  • La amenaza de las agencias de rebajar el rating de la compañía ha obligado a Villar Mir a acelerar las ventas en los últimos meses.
  • Javier Goñi, nombrado presidente de Fertiberia, la empresa química y de fertilizantes del grupo.

Es un clásico. Cada año, en su exposición en la junta general de accionistas, Juan Miguel Villar Mir (en la imagen) presume de que su grupo es uno de los que más aumenta el valor en bolsa. Por ejemplo, en la junta de 2014, explicó cómo 100 euros invertidos en OHL en diciembre de 2002 se convirtieron en 1.119 euros, con una plusvalía de 1.019 euros, 8,6 veces superior a la media de las restantes constructoras.

La estrategia empresarial de Villar Mir siempre se ha caracterizado por un control exhaustivo del endeudamiento. Siempre, hasta el año pasado, momento en el que comenzó una escalada de compras e inversiones que han disparado significativamente el apalancamiento del grupo. Justo cuando el resto del sector se ha esforzado por todo lo contrario, la deuda de OHL creció un 14%, hasta alcanzar los 6.285 millones de euros.

Y el mercado le ha penalizado, sobre todo después del verano. Si en julio las acciones de la compañía se intercambiaban a 34 euros, seis meses después, en diciembre, lo hacían a 19 euros. Es cierto que Villar Mir presume de la revalorización a largo plazo, pero también lo es que 2104 no pasará a la historia del grupo como un año positivo en este punto. Y es que, según el Informe Anual de Mercados, publicado este lunes por la CNMV, los títulos de OHL fueron los que más perdieron del IBEX, concretamente un 37%.

Pero lo que le preocupa al presidente de OHL no es tanto la evolución de la compañía en bolsa, sino la calificación de las agencias de rating, que amenazaron con rebajarla. De hecho, Moody's lo hizo en noviembre un escalón -de Ba3 a B1- con perspectiva negativa. Desde ese momento, Villar Mir se ha visto obligado a achicar deuda vendiendo activos como, por ejemplo, parte de su filial mexicana de autopistas. O mediante la reducción de su participación en OHL, que ha pasado del 61% en septiembre, al 57,6% en diciembre.

En otro orden de cosas, Fertiberia, la división química y de fertilizantes del grupo Villar Mir, ha anunciado este lunes en un comunicado el nombramiento de Javier Goñi como presidente de la compañía. Sustituye a Francisco de la Riva, que ha estado 20 años al frente de la empresa. Goñi, desde 2012 consejero delegado de Fertiberia, compatibilizará ambos cargos a partir de ahora. El ejecutivo -pamplonica, de 46 años- llegó a Fertiberia en 2002 desde la consultora McKinsey & Company, donde acababa de ser nombrado socio.

Pablo Ferrer

pablo@hispanidad.com