• Aunque, al menos, los militares rescataron a 76 niñas vivas de las más de 90 desaparecidas tras un reciente ataque de Boko Haram.
  • La desaparición de las escolares constituye uno de los mayores incidentes de este tipo desde que el grupo yihadista secuestrase a más de 270 niñas en la ciudad de Chibok en 2014.
  • De esas 270, unas 100 siguen en manos de los terroristas.
  • Desde el 2009, año en el que el grupo terrorista yihadista intentó proclamar un califato islámico, más de 20.000 personas han fallecido y dos millones de nigerianos se han visto obligados a abandonar su hogar.
Las Fuerzas Armadas de Nigeria han rescatado a 76 niñas y han recuperado los cadáveres de otras dos después de que más de 90 estudiantes desapareciesen tras un ataque del grupo terrorista islamista Boko Haram en una aldea del estado de Yobe, en el noreste del país, según han informado varias fuentes, informa Reuters. Tres padres, un vecino de la zona y una autoridad local han confirmado este rescate, si bien no se ha podido determinar la situación en la que se encontrarían el resto de jóvenes desaparecidas tras el ataque lanzado en la localidad de Dapchi. Los milicianos de Boko Haram llegaron a Dapchi el lunes por la noche en camiones, algunos de los cuales transportaban armas pesadas y estaban pintados con camuflaje militar, según han indicado varios testigos a Reuters. El registro de asistencia en la escuela de niñas realizado el martes mostraba la ausencia de 91 estudiantes, aunque tanto la Policía nigeriana como la oficina regional del Ministerio de Educación han negado que se hubiese producido ningún secuestro en la zona. «Vi a chicas llorando y sollozando en tres vehículos Tata. Estaban pidiendo ayuda», ha contado un testigo del cercano pueblo de Gumsa. El testigo ha afirmado que se vio obligado a mostrar a los insurgentes la salida del área y luego fue liberado. La desaparición de las escolares constituye uno de los mayores incidentes de este tipo desde que Boko Haram secuestró a más de 270 niñas en la ciudad de Chibok en 2014. En enero de 2018, Boko Haram publicó un vídeo en el que mostraba a 14 de las más de 270 niñas que fueron secuestradas en abril del 2014 en el poblado de Chibok, en el norte de Nigeria, recogió El Periódico. En la grabación, que tiene una duración de 21 minutos, las niñas aseguran que no quieren volver a casa. "Somos las niñas de Chibok. Por la gracia de Alá, no vamos a volver jamás", dice una de las chicas. Otra se dirige a sus padres y les pide que se arrepientan sino quieren acabar en "las llamas del infierno". De las 270 chicas que fueron secuestradas en el 2014 cuando estaban en la escuela, aproximadamente unas 100 siguen en manos de los terroristas. Desde el 2009, año en el que el grupo terrorista intentó proclamar un califato islámico, más de 20.000 personas han fallecido y dos millones de nigerianos se han visto obligados a abandonar su hogar. José Ángel Gutiérrez [email protected]