• Pilar Garrido fue secuestrada en México cuando volvía de pasar un día en la playa junto a su familia.
  • Su hermana: "En la zona donde fue secuestrada es como buscar una aguja en un pajar".
  • Su familia está haciendo todo lo posible para que el caso de su hermana se conozca en todo el mundo.
Un caso más de la delincuencia que asola a México como uno de sus males endémicos. La española Pilar Garrido Santamans (en la imagen) tiene 34 años y fue secuestrada el pasado 2 de julio en México cuando regresaba de pasar unos días en la playa de La pesca a su casa en Ciudad Victoria. A mitad del trayecto unos hombres armados la obligaron a bajarse del vehículo en el que iba junto a su marido y a su hijo de un año, pero ante la negación de la mujer se la llevaron, y los secuestradores le prometieron al hombre que recibiría una llamada al día siguiente, pero nunca llegó. Ahora, la Guardia Civil y la Policía mexicana se han unido para investigar este secuestro. Desde España su familia está haciendo todo lo posible para que el caso de su hermana se conozca en todo el mundo. "Queremos que esto traspase fronteras, lo que pedimos es la ayuda ciudadana", ha dicho su hermana Raquel. Además, ha contado que la zona en la que su hermana fue secuestrada es boscosa. "Es como buscar una aguja en un pajar", ha comentado en Tele 5. Todo ello provoca desesperanza, porque da la impresión de que el Gobierno mexicano hace tiempo que  se rindió ante la delincuencia organizada y persistente. Recuerden que una sobrina de Ángel María Villar, ahora detenido, también fue asesinada en México por la industria del secuestro. José Ángel Gutiérrez [email protected]