• Fundamentalmente, ataques que provienen del nacionalismo hindú, ahora en el poder.
  • Además, los cristianos lamentan que se trata de un número inferior al real porque la mayor parte de los casos no son denunciados, ya sea porque la víctima está aterrorizada, ya sea porque la policía rechaza registrar los casos.
  • Los niños cristianos son detenidos mientras están yendo a retiros espirituales durante días con la sospecha de que son convertidos por la fuerza.
  • Agentes aparentemente privados son usados para interrumpir los encuentros de oración.
El año 2017 "fue para los cristianos uno de los años más traumáticos en India desde 2007-2008, período de las violencias de masa de los pogromos de Kandhamal". Lo denuncia el Rev. Vijayesh Lal, secretario general de la Evangelical Fellowship of India (Ef) y director nacional de la Religious Liberty Commission of the Evangelical Fellowship of India (Efirlc). En su informe anual, la organización evangélica reporta "al menos 351 casos de violencia (sucedidos) en 2017". Pero, los cristianos lamentan que se trata de un número disminuido, "porque está basado en denuncias voluntarias e investigaciones de la sociedad civil. La mayor parte de los casos no son señalados, ya sea porque la víctima está aterrorizada, ya sea porque la policía -en particular en los estados del nordeste- cierra los ojos o rechaza registrar los casos (First Information Report, obligatorio por ley, sirve para activar el procedimiento en el sistema de justicia indio, Ndr)", recoge Fides. El pastor declara que "el gobierno de India admitió en el parlamento que la "violencia sectaria" aumentó en un 28% en los últimos 3 años. Los datos no agregados no están disponibles y en los pueblos el sistema de justicia criminal ignora o viola las leyes". Entre los Estados indios, el tamil Nadu es el más "hostil" a los cristianos (52 casos de violencia), seguido por Uttar Pradesh (50), Chhattisgarh (43), Maharashtra (38) y Madhya Pradesh (36). "Aparte Tamil Nadu, los otros estados son gobernados por el BJP (Bharatiya Janata Party, nacionalistas hindúes de derecha- Ndr) en manera directa o en coalición. Las escuadrillas del Sangh (Sangh Parivar, familia que reúne a todas las organizaciones nacionalistas y militantes hindúes, Ndr) tienen mano libre con la policía. La administración está mirando o es cómplice". "Es doloroso -concluye el Rev. Lal- ver que hasta los lugares de culto privados son atacados por los activistas de extrema derecha hindú, que violan la privacidad y la sacralidad de un individuo o de una familia o aplastan sus derechos constitucionales. Están en aumento los episodios de ataques a las iglesias los domingos o durante importantes festividades religiosas como el Domingo de Ramos, el Viernes Santo, Pascua y Navidad". Además agentes aparentemente privados son usados para interrumpir los encuentros de oración. Los niños cristianos son detenidos mientras están yendo a retiros espirituales y son detenidos por diversos días con la sospecha que son convertidos por la fuerza. Todo esto debe terminar, los gobiernos estatales y el de la Unión deben ir detrás de la adhesión de fachada y sostener los derechos fundamentales en particular el derecho a la libertad de religión o de culto". José Ángel Gutiérrez [email protected]anidad.com