• "Ahora lo más importante, por supuesto, es pasar al terreno político, y noto con satisfacción tu disposición para trabajar con todos los que quieren la paz y una solución (al conflicto)", dijo Putin a Assad.
  • El objetivo declarado de los esfuerzos de paz rusos es proponer un Congreso del Pueblo Sirio que incluya a todos los grupos étnicos del país y a ambas partes del conflicto.
El presidente ruso, Vladimir Putin, recibió ayer martes en la localidad de Sochi al presidente sirio, Bachar al Asad, a quien aseguró que la operación militar en Siria contra el Estado Islámico (EI) "está terminando". "Ahora lo más importante es pasar a un proceso político", añadió el ruso. Al Asad aseguró que su interés en "avanzar" en ese proceso. Rusia está intentando activamente construir un consenso internacional sobre un acuerdo de paz en Siria, dos años después de que Moscú comenzara una intervención militar que cambió el rumbo del conflicto en favor de Assad, recoge El paísoline. "Ahora lo más importante, por supuesto, es pasar al terreno político, y noto con satisfacción tu disposición para trabajar con todos los que quieren la paz y una solución (al conflicto)", dijo Putin a Assad. El objetivo declarado de los esfuerzos de paz rusos es proponer un Congreso del Pueblo Sirio que incluya a todos los grupos étnicos del país y a ambas partes del conflicto. El encuentro se produce poco antes de que Putin se reúna con los presidentes de Turquía e Irán, Recep Tayyip Erdogan y Hasan Rohaní, respectivamente, para relanzar el proceso de paz. Precisamente ayer, Rohaní anunció la derrota del Estado Islámico en Siria tras la toma de Abu Kamal por la Guardia Revolucionaria. Mientras, el presidente ruso habló ayer por teléfono con el presidente de EEUU, Donald Trump, sobre el conflicto sirio, la lucha contra el terrorismo en Asia Central y Oriente Medio y la amenaza nuclear de Corea del Norte, según informó la Casa Blanca. Cabe recordar que en la Vigesimoquinta Cumbre de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC), que tuvo lugar a principios de noviembre, los presidentes de Rusia y Estados Unidos confirmaron su decisión de derrotar al Estado Islámico (EI) en Siria, en una declaración conjunta, recogió Debate. Los presidentes coincidieron en que "el arreglo político definitivo al conflicto debe ser hallado en el marco del proceso de Ginebra, de conformidad con la resolución 2254 del Consejo de Seguridad de la ONU". Confirmaron su respaldo a la soberanía, independencia e integridad territorial de Siria y llamaron a "todas las partes sirias a participar activamente en el proceso político de Ginebra y a apoyar los esfuerzos que apunten a garantizar su éxito". Ahora hay que ver lo que dice Washington. A los estadounidenses les costará reconocer que, en Siria, el que tenía razón era Putin. José Ángel Gutiérrez [email protected]