Los objetivos de toda campaña publicitaria consisten en crear opinión. Y para ello muchas marcas apuestan por lanzarse al vacío con spots que puedan marcar la diferencia. Esa era la idea inicial de la nueva campaña publicitaria de Fiat para su modelo Fiat 500, aunque no ha tenido el efecto esperado. Ha sido comentado, pero no para bien, pues el nuevo spot ha sido acusado por un buen número de usuarios de sexista y de incitar a la violencia contra los hombres. En las imágenes del anuncio podemos ver a varias mujeres abofeteando a sus parejas por culpa de los celos al mirar a otras mujeres que pasan por la calle finalizando con el eslogan "Testado para chicos malos". Aunque los resultados de la campaña no han sido del todo malos, la imagen que ha trasladado a la audiencia ha puesto a la marca italiana en un aprieto. Las redes sociales han sacado toda su furia contra el fabricante de automóviles a través de cientos de comentarios reclamando la eliminación de la campaña como muchos aseguran que se haría si fueran ellas las abofeteadas. De esta manera, la marca pretendía cambiar la imagen de su modelo de coche que por sus características, tanto técnicas como de diseño, es considerado como un coche para mujeres. Sin embargo parece que esta campaña no ha sido la mejor manera de hacerlo pues la violencia hacia los hombres y los estereotipos sobre las mujeres celosas inundan las imágenes. Aunque de momento la compañía automovilista ha intentado mantener la campaña al final tuvo que claudicar y eliminar el citado spot. Por cierto, que no es el único fabricante que ha suscitado polémica con su campaña pues ya Seat fue muy criticado por la ambigüedad de uno de sus anuncios. Protagonizado por Hugo Silva, el spot de Seat muestra cómo utiliza las cámaras frontales y traseras del coche para vigilar a varias adolescentes a la salida del colegio y que ha sido considerado también sexista. El fabricante de coches ha optado, por fin, eliminar el anuncio tras las críticas y la presión que ha recibido. Clemente Ferrer [email protected]