Apple la empresa multinacional estadounidense que diseña y produce equipos electrónicos y software, con sede en Cupertino (California, EEUU) y que fundada por Steve Jobs, ha sido acusada de conspirar con varias editoriales para subir el precio de los libros electrónicos, violando así las leyes antimonopolio. La corte de apelaciones de Nueva York ha confirmado el fallo por dos votos a favor y uno en contra y ha puesto fin a tres años de litigios al confirmar la sentencia en primera instancia de la juez federal Denise Cote en 2013. "Hemos concluido que la juez de distrito decidió correctamente que Apple orquestó una conspiración con varias editoriales para subir el precio de los libros electrónicos", explicó la jueza Debra Ann Livingston en la sentencia. La demanda, presentada en 2012 por el Departamento de Justicia, acusó a Apple y a varias editoriales de provocar con su supuesta conspiración que los consumidores pagasen "decenas de millones de dólares más" por sus libros electrónicos. Las editoriales empezaron a decidir el precio de los libros electrónicos y se confabularon para subir el importe, con lo que impidieron que Amazon pudiera seguir vendiendo sus ofertas a 9,99 dólares, según el Departamento de Justicia. La empresa ya llegó a un acuerdo extrajudicial el año pasado para poner fin a la demanda civil presentada por consumidores y varios estados, aunque ahora se ha conocido que Apple deberá pagar una multa de unos 450 millones de dólares. "No conspiramos para fijar el precio de los libros electrónicos (…). Sabemos que no hicimos nada malo en 2010 y estamos sopesando los siguientes pasos", dijo un portavoz de la empresa a la revista Fortune. Después de conocerse la sentencia, las acciones de Apple, uno de los treinta valores del Dow Jones de Industriales, subían un 0,75 % en el mercado Nasdaq, donde se han revalorizado más de un 13 % desde que comenzó el año.

Clemente Ferrer

[email protected]