Trabajo descarta las amnistías y se muestra partidario de sancionar duramente la contratación irregular

 

José Luis Rodríguez Zapatero anunció a mediodía del viernes desde Bruselas que emprenderá la lucha contra la economía sumergida. Minutos después, el ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, señalaba que el Gobierno tiene un plan bastante avanzado en el que se contemplan los incentivos a las empresas para la regularización de los contratos.

Gómez descartó cualquier tipo de amnistía y abogó por las facilidades para que los empresarios se pongan al día, por ejemplo, prorrogando los plazos de pago. Aunque el ministro anunció que los interlocutores sociales serán los primeros en conocer este plan, se mostró partidario de un endurecimiento de las sanciones para los empresarios que contraten de manera irregular.

Rodrigo Martín

[email protected]