En la capital guipuzcoana, un joven ha sido detenido tras lanzar, además, un bote de pintura contra agentes de la ErtzaintzaNo sabemos si ha sido un rebrote de la famosa 'kale borroka' o guerrilla urbana practicada con fervor por los cachorros de ETA durante tanto tiempo, pero lo ocurrido en el País Vasco esta madrugada se le parecía bastante.

Una decena sucursales de entidades bancarias han sufrido en la madrugada de este viernes ataques en Galdakao, con líquido inflamable, en Legutiano, con adoquines, y en San Sebastián y Arrasate, con pintura. En la capital guipuzcoana, un joven ha sido detenido tras lanzar, además, un bote de pintura contra agentes de la Ertzaintza.

También puede ser un ataque contra las pérfidas entidades financieras, por parte de grupos antisistema. No se sabe. Está por confirmar. Pero la violencia, aunque suene a tópico, nunca es buena.

Andrés Velázquez
[email protected]