• Es decir, Europa central y Europa mediterránea.
  • Los directivos de la multinacional consideran que el mercado del sur del continente está saturado y que no merece la pena seguir invirtiendo.
  • Es más, la estrategia de la teleco para esta parte 'mala' será la de reducir costes.
  • En este contexto negativo el sudafricano Shameel Joosub deja su puesto de CEO en España, apenas un año y dos meses después de su nombramiento.
  • Aunque la versión oficial es que es el candidato perfecto para sustituir al CEO de Sudáfrica, que ha anunciado su marcha este mismo jueves.
  • Le sustituye el portugués Antonio Coimbra.

La dirección de la multinacional Vodafone distingue entre la parte buena y la parte mala de la compañía. Y lo hace refiriéndose a la empresa en el centro y norte de Europa (la buena) y a la empresa en el sur del continente (la mala), donde está España.

Y es que para la dirección de la multinacional, el mercado de las telecomunicaciones en esta parte de Europa está saturado y tiene pocas posibilidades de crecimiento. ¿Consecuencia? Pues que descenderán o cesarán completamente las inversiones y, por el contrario, centrarán su estrategia en reducir costes. Se trata de perder lo menos posible.

En este contexto, hemos conocido que el sudafricano Shameel Joosub (en la imagen) deja de ser el CEO de la teleco en España y será sustituido por el portugués Antonio Coimbra, hasta ahora máximo responsable de la compañía en el país vecino. El caso es que Shameel, que llegó en abril de 2011, no ha tenido tiempo ni para aprender castellano, aunque sí para cambiar el modelo de negocio en la filial española: ha bajado los precios y ha eliminado los subsidios a los terminales para nuevos clientes. Lo que está por ver todavía es la eficacia de estas medidas.

En cualquier caso, la versión oficial es que Shameel, que ya fue director gerente de Vodacom Sudáfrica, vuelve a sus orígenes para ocupar la vacante dejada este mismo jueves por el CEO de Vodacom. Y a todo esto, Francisco Román continúa como presidente de compañía en nuestro país.

Pablo Ferrer

[email protected]