El presidente de Unedisa cenó el jueves con Antonello Perriconi, de Rizzoli. Pedro José Ramírez feliz: quiere mandar en toda la prensa de derechas. No obstante, Rizzoli podría negarse y entonces estaríamos abocados al desguace del Grupo Vocento. El ABC ya tiene precio: 300 millones de euros

Ya lo dijo Rupert Murdoch, en cuyo favor hay que asegurar que no da conferencias sorbe ética periodística: "Lo que yo quisiera es comprar el New York Times para poder cerrarlo y así hacerle un favor a la sociedad". Ahora, tras el pequeño affaire de News of the World, Murdoch, y su representante en España, José María Aznar, no desechan el hacerse con el ABC, sólo que Vocento ya le ha puesto precio: 300 millones de euros. Para un periódico que lleva una media de pérdidas anuales de 30 millones, parece mucho dinero.

En cualquier caso, las familias de Vocento (Urrutia, Ybarra, Luca de Tena) están de acuerdo en fichar a Antonio Fernández Galiano como presidente ejecutivo de Vocento, días después del cese del CEO, José Manuel Vargas y para sustituir al presidente del grupo, Diego del Alcázar. De entrada, Galiano se llevaría con él al consejero y responsable de publicidad, su segundo en Unidad Editorial, Alejandro de Vicente.

Ahora bien, el problema no está en Vocento, sino en Unedisa (editora de Expansión, El Mundo y Marca) y en su propietario, el grupo italiano Rizzoli. La reunión clave se produjo en la noche del jueves, entre Fernández Galiano y el vicepresidente ejecutivo de Rizzoli, Antonelo Perriconi.

Y es que Rizzoli puede pagar la cláusula de competencia que figura en el contrato de Galiano para negarse al traspaso o bien puede dejarle ir siempre que esto apunte a una futura fusión Unedisa-Vocento. ¿El Mundo fusionado con ABC? ¿Por qué no? La crisis de la prensa es tan profunda que da para eso y para mucho más, aunque siempre manteniendo. Naturalmente, Pedro J. Ramírez aplaude la jugada, porque ya se ve como director de contenidos de El Mundo y de ABC, todo a un tiempo. Pues bueno es él.

La otra posibilidad es que Rizzoli no acepte, en cuyo caso Galiano, un tanto harto, dicho sea de paso, del ninguneo de Pedro José, se decida por dejar su actual empresa y abrir una nueva etapa en Vocento. Pero, en ese caso, Galiano haría en Vocento lo mismo que Liberty en PRISA: desguazar.

Mientras, naturalmente, Mario Conde y Jaime Castellano, están dispuestos a pujar por el ABC, pero por 0 euros, naturalmente, según el estilo de la casa.

Miriam Prat

[email protected]