• Según estos profesores, "la falta de juramento imposibilita al Presidente electo convertirse en Presidente en ejercicio".
  • Además, la oposición venezolana solicita una reunión de la OEA por las "graves violaciones" de la Constitución.
  • Y mientras, los tiranos Fidel y Raúl Castro tutelan al equipo político de Chávez.
El blog SIC Semanal, del Centro Gumilla, dirigido por jesuitas en Caracas, hizo público recientemente un escrito firmado por el Grupo de Profesores de Derecho Público de las Universidades de Venezuela, en el que afirman que no hay fundamento jurídico para prorrogar, como se ha hecho, las funciones del actual gobierno venezolano por imposibilidad de tomar posesión del cargo del presidente Chávez, operado en Cuba, donde permanece en graves condiciones, recogía Zenit.

Los profesores explican que "para tomar posesión del cargo para el nuevo período que se inicia el 10 de enero de 2013, el presidente electo deberá prestar juramento ante la Asamblea Nacional, como exige dicho artículo 231 constitucional. El juramento del presidente electo no es una mera formalidad; por el contrario, es condición exigida por la Constitución para que el candidato electo pueda tomar posesión del cargo. Por ello, la falta de juramento imposibilita al presidente electo convertirse en presidente en ejercicio".

Y es que la situación que vive Venezuela, prorrogado el mandato de Chávez sin jurar el cargo, por decisión del Supremo venezolano, provoca dudas razonables. También en la oposición. Sin ir más lejos, la opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) de Venezuela solicitó a la Organización de Estados Americanos (OEA) la "convocatoria inmediata" de una sesión de su Consejo Permanente para tratar la situación institucional tras el retraso de la investidura del presidente, Hugo Chávez. En una carta firmada por el secretario ejecutivo de la MUD, Ramón Guillermo Aveledo, la alianza solicitó, además, derecho de palabra en ese Consejo para explicar lo que, considera, "graves violaciones" de la Constitución.

La MUD insiste en su postura contraria a la sentencia dictada por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela, que consideró que el acto de asunción de Chávez el 10 de enero no era necesario por cuanto era un presidente reelegido y podrá cumplirlo una vez se recupere de la operación a la que fue sometido en Cuba para tratarle de un cáncer.

Y, a todo esto, el periódico oficial cubano Granma informó de que el presidente cubano, Raúl Castro, y su hermano Fidel Castro se reunieron el domingo con altas figuras venezolanas como el vicepresidente Nicolás Maduro (en la imagen) y el titular de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, para abordar "aspectos de la alianza estratégica entre ambos países".

En ese encuentro, el vicepresidente venezolano, Nicolás Maduro, agradeció también las "esmeradas atenciones" que los Castro y el equipo médico que atiende al presidente Hugo Chávez en Cuba han brindado al gobernante "en el proceso de recuperación de su salud".

En la noche del domingo se divulgó el más reciente parte médico sobre la salud de Chávez, que señala que "la evolución clínica general ha sido favorable", pero el mandatario "todavía requiere de medidas específicas para la solución de la insuficiencia respiratoria". "El presidente está consciente, en comunicación con su familia, con su equipo político y con el equipo médico que lo atiende, manteniéndose al tanto de las informaciones de interés", resalta el comunicado emitido por la emisora oficial Venezolana de Televisión.

José Ángel Gutiérrez
[email protected]