• Braulio Medel se aprovecha de que el Gobierno no puede permitirse más nacionalizaciones una vez cerrado el rescate bancario.
  • La oferta de compra lo deja claro: las dos entidades "operarán de forma completamente independiente sin que exista compromiso alguno por parte de Unicaja Banco de ofrecer apoyo, refuerzo ni garantía financiera o de liquidez alguna a Banco Ceiss".
  • En pocas palabras: Unicaja se desentenderá de Ceiss si entra en dificultades.

La oferta de compra que ha remitido Unicaja a la CNMV para hacerse con Banco Ceiss no tiene desperdicio. Y si no, miren lo que dice textualmente: "Se hace constar expresamente que, tras la eventual adquisición de Banco Ceiss, Unicaja Banco y Banco Ceiss operarán de forma completamente independiente en lo que respecta a la gestión de tesorería y la captación de recursos, sin que exista compromiso alguno por parte de Unicaja Banco de ofrecer apoyo, refuerzo ni garantía financiera o de liquidez alguna a Banco Ceiss".

O sea, la compra más equitativa del mundo mundial: si gano, me aprovecho de la ganancia, pero si pierdo, no te conozco y ahí te quedas, no vaya a ser que me contagies.

Y es que el presidente de Unicaja, Braulio Medel (en la imagen) se está aprovechando de que el Gobierno no puede permitirse más nacionalizaciones una vez cerrado con Bruselas el rescate bancario.

Según publica Expansión este jueves, fuentes cercanas a la operación han aclarado que Unicaja no se desentiende de Ceiss si entra en dificultades. Lo que pretende es evitar que esas eventuales dificultades puedan arrastrar a Unicaja. Vamos, lo que hemos dicho antes: si me vas a contagiar me marcho.

Entonces, ¿qué pasaría si efectivamente Ceiss entra en dificultades Que el Banco de España marcaría el camino a seguir. Pero no podría exigir a Medel ninguna responsabilidad.

Pablo Ferrer

[email protected]