• Sus declaraciones: "La reestructuración (financiera) está inacabada y sin rumbo preciso y definido".
  • La Asociación, primero, envía una nota de prensa matizando estas palabras.
  • Para más tarde enviar otra que matiza lo matizado.
  • Y agacha la cabeza: la reforma de Guindos "marca el rumbo de su saneamiento en unos plazos determinados".

Mañana movida en la sede de la Asociación Española de Banca (AEB), tras las declaraciones que su presidente, Miguel Martín (en la imagen) realizó el martes 27 y en las que afirmó, refiriéndose a la reforma del sector financiero, que "la reestructuración está inacabada y sin rumbo preciso o definido".

Ante el revuelo causado por estas palabras, el departamento de comunicación de la AEB ha enviado en la mañana del miércoles una nota de prensa aclaratoria. En ella, bajo el título "Reestructuración inacabada y sin rumbo preciso", la Asociación afirma:

"El presidente de la AEB, don Miguel Martín, explicó ayer en la presentación de resultados de la banca en 2011 que el proceso de reestructuración del sistema bancario iniciado en 2009 con la creación del FROB había tenido, durante esos tres años, criterios y orientaciones cambiantes y diversos y que en los momentos actuales estaba aún inacabado, como es manifiesto".

Llama la atención el último comentario: "Como es manifiesto".

La nota continúa diciendo: "El nuevo Gobierno se enfrenta, por tanto, con el problema añadido de tener que enderezar ese proceso y establecer de forma definitiva su rumbo".

Nótese que la AEB habla en presente: "El Gobierno se enfrenta", es decir, que las medidas emprendidas por el ministro Luis de Guindos no son suficientes, según el parecer de la Asociación.

Pero la cosa no termina ahí. A los pocos minutos de recibir esta nota explicativa, la AEB ha enviado otra matizando sus propias palabras. Así, en esta segunda aclaración, que ya no titula igual, sino con un aséptico "Reestructuración del sector financiero", la asesoría de comunicación de la asociación afirma:

"El presidente de la AEB, don Miguel Martín, explicó ayer en la presentación de resultados de la banca en 2011 que el proceso de reestructuración del sistema bancario iniciado en 2009 con la creación del FROB ha tenido hasta tiempos recientes criterios y orientaciones cambiantes y diversos".

¿Lo ven? Ya no es manifiesto que la reforma está inacabada. Pero aún hay más rectificación:

"El nuevo Gobierno se ha enfrentado con esta situación y ha aprobado el pasado febrero un decreto de reestructuración del sector financiero que marca el rumbo de su saneamiento en unos plazos determinados".

Suponemos que tras esta última nota que matiza lo matizado, no habrá ninguna más. Todo indica que la AEB ha bajado la cabeza definitivamente. ¿Ante quién? No lo sabemos… todavía.

Pablo Ferrer

[email protected]