El actor británico Anthony Hopkins (en la imagen) está considerado como uno de los mejores actores vivos del momento. Entre sus películas más importantes están The Elephant Man (El hombre elefante), Drácula, de Bram Stoker, Leyendas de pasión, Lo que queda del día, Regreso a Howards End, La Máscara del Zorro, The World's Fastest Indian, Hearts in Atlantis, Nixon y Fracture entre otras. En 2003 recibió una estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood.

A sus 73 años, declara Hopkins: "Yo bebía porque era inseguro respecto a mí mismo, y me convertí en adicto. No podía parar de beber. Ahora, cuando pienso en esos días, los considero en cierta medida como una bendición,  porque gracias a aquello por lo que pasé y a que pude superarlo, ahora soy una persona fuerte pero a la vez compasiva. Nadie puede imaginarse lo sola que se siente la gente que está metida en el alcoholismo, lo absolutamente solo que me sentía yo".

También el alcoholismo sigue siendo uno de los lastres de la juventud. Siendo la edad de inicio los 13,7 años. El consumo abusivo ha llevado a la adicción a las nuevas generaciones, así lo asevera Alcohólicos Anónimos. En el ranking de drogas el primer puesto lo ocupa el alcohol: el 81,2% de jóvenes entre 14 y 18 años lo consume.

La promoción de las bebidas etílicas es uno de los temas de la legislación publicitaria más debatidos y que suscitan más polémica. Cierto es que las prohibiciones publicitarias son justificadas por el legislador en orden a la protección de la salud y la seguridad de las personas, evitando el consumo indiscriminado.

"El abuso del alcohol crea más problemas de salud que las drogas".

También se han lanzado varias campañas publicitarias contra el consumo de las bebidas etílicas con los eslóganes: "bebe con moderación, es tu responsabilidad" y "disfruta de un consumo responsable" se ha intentado vigorizar las conductas y sugerir la exigencia individual en la dilapidación de bebidas alcohólicas. Estos eslóganes difunden, de forma clara, concisa y simple, el mensaje de que sólo se logra el goce de las bebidas alcohólicas a través de un consumo responsable.

Con la intención de mejorar las actitudes, respecto al consumo de las bebidas etílicas, la Federación de Bebidas Espirituosas ha realizado una campaña que se ha propagado por el medio televisivo. Esta campaña se une a otras iniciativas del mundo de los néctares espirituosos para el consumo responsable. Las bebidas alcohólicas son el ataque más grave que sufre la sociedad actual. Un ataque cuyas consecuencias alcanzan a todos los estamentos pero del que son especialmente víctimas los adolescentes.

Clemente Ferrer

[email protected]