• El Patriarca de Antioquía asegura que la intervención militar "sería desastrosa" y afirma que la reconciliación todavía es viable.
  • Los cristianos sirios han sufrido numerosos asesinatos y ataques; el último, el secuestro del sacerdote jesuita italiano Paolo Dell'Oglio.
  • Ayuda a la Iglesia Necesitada (AIN) ha aprobado un proyecto de ayuda de 30.000 euros para los cristianos de Homs (Siria), así como una campaña de oración por la Paz.
Como se sabe, Estados Unidos está preparando un ataque inminente, de alcance y duración limitados, sobre Siria en respuesta al ataque con armas químicas efectuado por el régimen de Bachar al Asad (en la imagen) la pasada semana.

Algunos medios estadounidenses, que citan fuentes de la Administración, apuntan que la operación podría empezar este jueves y durar entre dos y tres días. La opción más probable son bombardeos con misiles de crucero lanzados desde el Mediterráneo contra objetivos militares del régimen sirio que no incluirían los centros de almacenaje de arsenales químicos. A EEUU le apoyan Gran Bretaña y Francia.

En ese contexto, el Patriarca de Antioquía, Gregorios III, ha asegurado que "la intervención militar de Occidente contra el régimen de Assad en Siria sería desastrosa". Para el jefe de la Iglesia griega melquita católica del país, nadie puede asegurar quién fue el responsable del ataque con armas químicas de la semana pasada.

Además, en declaraciones realizadas este miércoles a Ayuda a la Iglesia Necesitada (AIN), Gregorios III ha explicado que aún son posibles las iniciativas de reconciliación entre las partes. En su opinión, EEUU "no debe acusar al Gobierno un día y luego acusar a la oposición al día siguiente. Así es como crecen la violencia y el odio. Los americanos han estado alimentando la situación desde hace dos años".

Lo cierto es que los cristianos sirios lo están pasando muy mal
. Según AIN, los cristianos sirios se ven en medio de dos fuegos enemigos y se posicionan del lado de la paz. Han sufrido numerosos asesinatos, así como ataques a iglesias y otras instituciones. Además, laicos y miembros del clero han sido secuestrados, el último ha sido el sacerdote jesuita italiano Paolo Dell'Oglio, que está en paradero desconocido desde hace un mes.

Ante todo ello, la Iglesia sigue trabajando por el diálogo y la atención de los refugiados sirios. El Santo Padre ha recordado recientemente al pueblo sirio que "la Iglesia no os abandona".

Ante el grito de la Iglesia en Siria, Ayuda a la Iglesia Necesitada ha aprobado un nuevo proyecto de ayuda. Son 30.000 euros para alimentos y bienes de primera necesidad para los cristianos de Homs. "Nuestros hermanos intentan sobrevivir en una guerra y nos necesitan", explica la Fundación Pontificia.

Además, AIN se ha unido al llamamiento del Papa y ha lanzado una campaña de oración por la Paz en este país castigado por la guerra que comenzó hace más de dos años y que ya ha dejado más de 100.000 muertos.

José Ángel Gutiérrez

[email protected]