• La presidenta del Círculo de Empresarios lanza duras críticas contra el Legislador: "No nos conocen ni conocen lo que hacemos".
  • Y el presidente de Cepyme denuncia: se aprueban leyes "que no se sostienen si no para mantener el puesto de los que las idean y de los que las ejecutan".
  • Luego, recoge velas: las medidas del Gobierno van en la buena dirección.
  • Pero también responde a los banqueros sobre el crédito: "Lo que es insolvente es el sistema y no la demanda de crédito".
  • Y pide al Ejecutivo que la última reforma financiera sea eso, la última, aunque teme sus consecuencias: que el crédito sea todavía más escaso.

Si hay algo que no gusta a los pequeños y medianos empresarios es la excesiva regulación que lleva pareja una enorme y aburrida burocracia que no hace otra cosa que entorpecer la marcha de las PYMES.

Mónica de Oriol, la presidenta del Círculo de Empresarios, lo ha dejado bien claro durante el desayuno informativo organizado por Nueva Economía Forum. Y eso que ella no era la invitada, sólo la presentadora del protagonista: Jesús Terciado, presidente de Cepyme (en la imagen).

El caso es que Oriol ha lanzado durísimas críticas contra la excesiva regulación que sale de los despachos de los políticos. Para ella, el Estado es "socio" de las PYMES, ya que "se lleva el 30% de los resultados", lo que ha llamado "el dividendo gratis". "Tenemos delante a unos reguladores que no nos conocen ni conocen lo que hacemos", ha denunciado Oriol.

Aunque no ha sido tan duro, Terciado también ha tenido su dosis de crítica: "Las leyes muchas veces son incompatibles, contradictorias y crean duplicidades, y muchas veces estas medidas son consecuencia de la desconfianza que tiene el regulador con el regulado", ha explicado. El presidente de Cepyme ha llegado a afirmar que existen leyes "que no se sostienen si no para mantener el puesto de los que las idean y de los que las ejecutan".

Sin embargo, y tras estas duras palabras, el presidente de la pequeña y mediana empresa, ha recogido velas y ha aplaudido las medidas del Gobierno que, según él, "van en la buena dirección". De todas ellas, Terciado ha considerado el pago a proveedores como la más importante por la inyección de dinero que supone paras las empresas.

Durante su intervención, Terciado ha respondido a los banqueros que afirman estar dispuestos a conceder créditos, pero no encuentran una demanda solvente. "Lo que es insolvente es el sistema y no la demanda de crédito", ha asegurado. En esta línea, ha pedido al Ejecutivo de Rajoy que la última reforma financiera sea efectivamente la última, y ha manifestado su temor a que las nuevas exigencias a la banca retraigan aún más la concesión de créditos a empresas y particulares.

Y ya al final de su intervención, ha sugerido al Gobierno la revisión del último acuerdo sobre pensiones, ya que según él, las circunstancias han cambiado desde entonces y se hacen necesarias nuevas medidas. ¿Congelar las pensiones?, le han preguntado, a lo que ha respondido que sería una medida "coyuntural" y que "no es la única herramienta". "También se puede valorar" una modificación de los periodos de cálculo de las pensiones, ha sugerido.

Pablo Ferrer

[email protected]