El ex presidente de Francia, que libra otra batalla en el frente judicial, apuesta por un cambio en el sistema fiscal para ayudar a las empresasEl expresidente de Francia, Nicolás Sarkozy, ha apostado por un cambio en el sistema fiscal para ayudar a las empresas. Ha dicho que lo único que importa es encontrar un sistema fiscal que permita a las empresas provocar crecimiento y crear empleo. De esta forma, cree que los jóvenes franceses dejarían de abandonar el país para intentar alcanzar el éxito en el extranjero. El ex presidente francés libra otra batalla en el frente judicial (por financiación irregular y tráfico de influencias), que es la razón para los socialistas de que vuelva.

Sarkozy ha evitado ahondar en las medidas concretas y se ha limitado a intentar tranquilizar a las empresas y a los votantes, tras "oír sus preocupaciones". Ha sido en su primera entrevista televisada en lo que podría ser su carrera hacia la Presidencia en el año 2017.

Además, se ha comprometido a recuperar "uno a uno" a todos los votantes que han optado en los últimos comicios por el partido ultraderechista francés Frente Nacional (FN).

Andrés Velázquez
[email protected]