Para el líder socialista la vida sigue igual: no hay luchas internas en el PSOE, y él seguirá al frente del partido, pero no aclara si se presentará a las primarias

Tras la Comisión Ejecutiva Federal, el líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha afirmado que en el seno del partido la vida sigue igual. Es decir, que no hay ninguna lucha interna, que todos los miembros de la Ejecutiva le han apoyado y que, por tanto, seguirá al frente del partido, al menos hasta las primarias del que saldrá el candidato a presidente del Gobierno.

Después de cuatro horas de reunión, el secretario general de los socialistas de Castilla-La Mancha, y alcalde de Toledo, Emiliano García-Page, ha señalado la importancia de establecer una hoja de ruta para cambiar la situación del partido. "Es importante hablar unos con otros mucho para decidir qué agenda es la más interesante", ha afirmado. Luego, el líder socialista ha matizado que no hay que precipitarse: "vísteme despacio que tengo prisa", ha respondido ante la pregunta si es necesario nombrar ya al candidato socialista a la presidencia del Gobierno.

Como se recordará, García-Page se postuló en su día como candidato a liderar el partido en sustitución de Rubalcaba. El problema del líder toledano es que no es diputado.

Andrés Velázquez

[email protected]