• Desde la Unión Europea le piden que suba el IVA hiperreducido, que es del 4%.
  • Tras la huelga de limpieza de Madrid prepara una norma sobre servicios mínimos.
  • Ante un cambio en el Gabinete, ha dicho:  "Si puedo, no cambiaré el Gobierno en toda la legislatura".
  • Aún no se han acabado los ajustes, habrá alguno más.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en una entrevista concedida -mañana del jueves- a RNE con motivo del segundo aniversario de su victoria electoral, ha señalado que la reforma fiscal que aprobará el Gobierno durante el primer trimestre de 2014 llevará una rebaja del IRPF, que actualmente es bastante alto.

Pero no contempla ningún cambio del IVA, algo que es contrario a lo que está imponiendo Bruselas, que quiere que España incremente su IVA superreducido (actualmente situado en el 4%). Rajoy contradice así el deseo europeo y no es partidario de subir el impuesto de estos productos de primera necesidad. Rajoy ha anunciado también que esta reforma fiscal, que se promulgará en 2014 pero a efecos de IRPF entraría en vigor en 2015, que es curiosamente año electoral, incluirá incentivos fiscales a emprendedores, pymes y autónomos.

El líder popular ha anunciado que están preparando una norma sobre Servicios Mínimos tras la huelga de limpieza de Madrid, donde se incumplieron los servicios mínimos y se tuvo que recurrir a la empresa pública Tragsa.

En cuanto a su equipo de Gobierno, Rajoy ha afirmado que no habrá cambios antes de Navidad y "si puedo, no los haré en toda la legislatura". Esta declaración, viene condicionada, en primer lugar, por el ministro de Educación José Ignacio Wert y, en segundo lugar, por las elecciones europeas de mayo de 2014.

Wert es el ministro menos apreciado por los ciudadanos y ha levantado una gran polémica por la ley LOMCE, que será aprobada previsiblemente en los próximos días. Pero, curiosamente siempre ha contado con el respaldo y el apoyo de Mariano Rajoy.

En cuanto a los comicios al Parlamento europeo, unas elecciones más representativas que relevantes, pues son usadas por los ciudadanos para castigar a sus partidos, Rajoy tiene que decidir quién encabeza la lista, intentando evitar un batacazo, pues las previsiones para lospopulares en las próximas elecciones autonómicas y municipales no son muy buenas.

Además el presidente del Ejecutivo ha reiterado que aún no se han acabado los ajustes, pues todavía hay que mejorar cosas, pero "no serán tan importantes", como los realizados en los dos años de legislatura que se cumplieron este miércoles.

Cristina Martín

[email protected]