Al-Sayed se entrevistó el martes, en Madrid con César Alierta. Pero ojo, un 5% de la operadora vale 4.000 millones de euros, casi el doble de lo invertido en Iberdrola. También visitó a Emilio Botín para refrendar su alianza en Brasil. Florentino Pérez viajó a Qatar para vender el Real Madrid, Hochtief... y para hablar de Galán

Al parecer, estamos en la requete-reconquista de España por el Islam, pero está vez por el Islam financiero. Por pura casualidad, últimamente son muchos los vips españoles que aterrizan en el aeropuerto de Doha, la capital de Qatar. El otro día lo hizo Luis del Rivero y a finales de febrero Florentino Pérez.

El fondo soberano de Qatar, de nombre Qatar Holding, y su consejero delegado, Ahmad Mohamed Al-Sayed, vivieron una jornada agitada en Madrid. El acto central y público era la firma del acuerdo con Iberdrola por el que Qatar se hacía con un 6% de la compañía, con una inversión superior a los 6.600 millones de euros. Lo que no se sabía es que Galán no era el único destino de Al-Sayed en Madrid. También visitó a Emilio Botín, para hablar sobre su inversión en Santander Brasil. Y es que don Emilio mima mucho a Qatar. Recuerden que incluso se negó a acompañar a Corea a Zapatero a la cumbre del G-20, aduciendo que tenía que acudir a Doha.

Y lo más importante, Al-Sayed también se entrevistó en Madrid con César Abierta, presidente de Telefónica. Qatar Holding quiere entrar en España en banca, energía y telecomunicaciones. A los cataríes les llaman los 10%, su porcentaje favorito, que es lo que han invertido en Hochtief y acabarán invirtiendo en Iberdrola, pero en Telefónica empezarían a comprar con la idea de llegar a un máximo del 5%. Lógico, ese paquete de Telefónica sale por 3.950 millones de euros, que no es moco de pavo.

En cualquier caso, Qatar resulta tan arriesgado como interesante. En primer lugar, porque, como aseguró Ignacio Galán, es un país con muchas infraestructuras pendientes, que va a organizar el Mundial de Fútbol de 2022. Es decir Qatar Holding invierte y además ofrece mercado. Eso sí, por el momento se han comprometido a invertir 3.000 millones de euros en España. Sólo la inversión en Telefónica ya supera esa cifra. Eso sí, no es un socio cómodo, sino financiero, que no permite cortapisas para entrar y salir cuando le convenga.

Precisamente, Florentino Pérez visitó Qatar para explicar qué clase de tipo es Ignacio Galán, por eso, como ya hemos informado, en ACS presumen que, lejos de ser un baluarte pro-Galán, Al-Sayed es, siempre según ACS, un futuro aliado suyo, tanto en Iberdrola como en Hochtief. El abajo firmante presume de que los cataríes no son aliados de nadie pero han encontrado en España un espléndido país en venta y quieren comprar barato y, de paso, construir Qatar. Galán, en el entretanto, presume de socio anti-ACS: 2012 millones de euros por el 6,16% del capital. Eso sí, sin entrar en el Consejo, que resulta difícil de vender el veto al 20% si se otorga vocalía al 6,16%.

Eulogio López

[email protected]