Niega cualquier vinculación con la empresa Upprime, que habría resultado beneficiada tras la remodelación del mapa de las ITV diseñada por los imputados

El diputado de CiU Oriol Pujol, hijo del ex presidente de la Generalitat, Jordi Pujol, ha declarado durante más de cinco horas como imputado en el caso de las ITV por supuesto tráfico de influencias  ante el magistrado del Tribunal Superior de Cataluña Enric Anglada.

En su defensa, se ha amparado en motivos de interés público para justificar su actuación a la hora de reorganizar la ubicación de las estaciones de Inspección Técnica de Vehículos en Cataluña, ya que la inseguridad jurídica que imperaba en el sector requería de una remodelación del sistema. Niega haber mantenido ningún tipo de relación con la empresa Upprime, beneficiaria de los planes de remodelación de haberse llevado a cabo el ajuste planificado por los imputados.

Oriol Pujol dimitió hace un mes de sus cargos en CDC y CIU, pero no del Parlament que es donde cobra. Argumentó entonces que dimitir en el Parlament sería desmesurado. Oriol Pujol, que ha sido arropado por varios miembros de su partido a su llegada al Tribunal, ha sido recibido a gritos por un grupo de funcionarios de Justicia que gritaban consignas como ésta: "No hay funcionarios, para tanto chorizo".

Andrés Velázquez
[email protected]