• En sustitución de Bankia, el máximo accionista (20,12%).
  • Y es que un socio industrial pondría en peligro el control de la compañía.
  • Además, a Bankia le va a resultar más sencillo vender su 20% a un socio financiero.
  • A fin de cuentas, es casi mejor que siga Monzón al frente de Indra, la primera empresa española de tecnologías de la información.

Javier Monzón (en la imagen) es presidente de Indra desde que se fundó en 1993. Tranquilos, quiere seguir en el puesto y lo más probable es que lo consiga.

Los accionistas de referencia de Indra son: Bankia (20,12%), Corporación Financiera Alba (Grupo March) (11,32%), Liberbank (5,01%) y Casa Grande de Cartagena (familia del Pino) (5%).

Como es sabido, tanto Bankia como Liberbank, están obligados a desprenderse de su participación. En total, algo más del 25%. El que lo compre tendrá el control del grupo. Por eso, en la entrevista concedida al diario Expansión, Monzón declaró que "es difícil que entre un accionista industrial en Indra en vez de Bankia". Más difícil no, más peligroso para él, sí. Un socio industrial entraría para desarrollar la empresa industrialmente, es decir, asumiría el control de la misma.

En la entrevista, Monzón también se excusa en el poco interés mostrado hasta ahora por parte del mercado: "La venta de esas participaciones está sobre la mesa desde hace largo tiempo y no hemos detectado ningún interés en ese sentido. El que hubiera tenido interés ya lo habría manifestado".

Pero la cosa cambia si el socio es financiero. Para empezar, a Bankia le va a resultar más sencillo colocar su participación a uno de ellos. Además, estos fondos ofrecen otra ventaja: pagan en el momento. A Monzón, además, un socio financiero sólo le exigiría rentabilidad, no el cargo de presidente.

Visto lo ocurrido con otras compañías -Iberia, por ejemplo-, es mejor que Monzón siga al mando. A fin de cuentas, estamos hablando de la primera empresa española de tecnologías de la información y compañía de referencia en el sector de la defensa y la seguridad.

Pablo Ferrer

[email protected]