• En doce meses, el crédito a familias y empresas ha caído un 12,94%.
  • El volumen de créditos dudosos ha repuntado en 6.888 millones de euros en un mes, el mayor aumento en lo que llevamos de año.
  • Las entidades aumentaron sus provisiones un 0,6% respecto al mes de agosto.
  • Y, ojo, la Troika insiste en que la banca continúa siendo el principal problema de la economía española .

El rescate bancario ha concluido con éxito. La banca española "está bien preparada" de cara a los test de estrés europeos que tendrán que pasar el año que viene, según el ministro de Economía, Luis de Guindos. Todo eso está muy bien y puede ser cierto, pero también lo es el hecho de que la morosidad de los créditos concedidos por los bancos, cajas, cooperativas y establecimientos financieros de crédito a particulares y empresas sigue creciendo de manera preocupante.

Según los datos publicados este lunes por el Banco de España, en septiembre volvió a marcar un nuevo record: el 12,67% y lleva siete meses consecutivos al alza. El anterior record fue el de agosto: 12,12%. Al mismo tiempo, el crédito a familias y empresas ha caído un 12,94% desde el mismo mes de 2012.

Otro dato preocupante: en un mes, el volumen de créditos dudosos ha repuntado en 6.888 millones de euros, el mayor aumento en lo que llevamos de año. El anterior repunte se produjo en junio, cuando los créditos dudosos crecieron en 6.252 millones de euros. En septiembre, el volumen de créditos dudosos alcanzó un total de 187.830 millones de euros.

Por su parte, las entidades incrementaron sus provisiones bancarias ese mes hasta los 119.987 millones de euros, esto es, un 0,6% más que en agosto. Una cosa está clara: el futuro del sector en nuestro país continúa siendo sombrío.

Y, ojo, porque la Troika continúa diciendo que la banca española es vulnerable. Una de cal y otra de arena: alaba el rescate bancario pero asegura que el sector bancario español continúa siendo el principal problema de la economía española. Para más exactitud, denuncia que a la banca española se le ha obligado a comprar demasiada deuda pública del Estado. Estos chicos , de vez en cuando, apuntan bien.

Pablo Ferrer

[email protected]