Al mismo tiempo, Cataluña, la pionera, no se apea de seguir cobrando un euro por receta y Extremadura anuncia medidas adicionalesAna Mato se ha revuelto contra las durísimas críticas de la Oposición y diversas organizaciones hacia la introducción del copago. Su antecesora en el cargo, Leire Pajín, ha manifestado sentirse "indignada" ante unas medidas que han optado por "meter la mano en el bolsillo de los ciudadanos del país", antes que en los beneficios de las Multinacionales Farmacéuticas.

La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, ha señalado en Onda Cero que la reforma acordada con las comunidades autónomas  en el Consejo Interterritorial de Salud que implantan el copago para los pensionistas "es justa y equitativa…Ojalá no hubiéramos tenido que hacerla, pero la herencia que hemos recibido hace que sea inviable no hacerla".

Mato ha defendido la reforma bajo el argumento de que se prima la renta y se ha tenido en cuenta a los pensionistas, porque "el hecho de ser mayor hace que se utilicen más medicamentos". También se ha tenido en cuenta, señala, la situación de los enfermos crónicos, que tienen más necesidad de fármacos. También ha criticado la actitud del PSOE. Opina que es sobrecogedor que no estén haciendo ningún esfuerzo, siendo como son, "en gran parte, causantes de la crisis".  

Mientras, Cataluña piensa continuar con el sistema del pago de un euro por receta, ya que según ha declarado Francesc Homs en rueda de prensa,  las medidas adoptadas por el Estado no son suficientes para garantizar la viabilidad del modelo sanitario. El Colegio Oficial de Enfermeros y Enfermeras de Barcelona, por su parte, ha solicitado que La Generalitat no aplique el euro por receta para evitar un "doble castigo" a los usuarios de la sanidad pública en Cataluña.

Mientras tanto, Extremadura ha anunciado medidas adicionales para financiar el gasto farmacéutico en su Comunidad. Francisco Javier Fernández Perianes, Consejero de Salud y Política Social de la Junta de Extremadura, ha expresado: "Es cierto que después de las medidas nacionales, habrá medidas regionales, porque así lo exige Europa, así lo exige el Gobierno, y en el momento en que estamos hay que aplicarlas". Hace sólo una semana, Monago, presidente de Extremadura, se mostró abiertamente en contra del copago, porque Extremadura tiene las rentas más bajas.

Sara Olivo

[email protected]