• La situación en la que viven es "dramática", no sólo en Alepo (en el oeste), sino en muchas zonas del país.
  • El la ciudad de Alepo, en concreto, se han reunido 800 jóvenes crisitianos con una proclama: "no tenemos miedo".
  • En Argelia, los yihadistas asesinan al turista francés secuestrado el domingo, tras la negativa de Hollande de ceder a sus pretensiones.
  • Arabia Saudí, Jordania, Bahrein, Qatar y Emiratos Árabes, mientras, prometen a EEUU que le acompañarán en el combate al Estado Islámico "hasta el final".
Arabia Saudí, Jordania, Bahrein, Qatar y los Emiratos Árabes Unidos prometieron este martes al presidente estadounidense, Barack Obama, que acompañarán a los EEUU en el combate al Estado Islámico "hasta el final", un día después de desplegar ataques coordinados sobre posiciones del grupo yihadista en Siria. Se trata de países dominados por la rama del Islam suní, la misma que la del Estado Islámico. Por eso, es una buena noticia que estos países se unan contra esos bárbaros, aunque son culpables de su germen en el pasado.

Y este mismo martes también, los yihadistas del Estado Islámico en Argelia han cumplido su amenaza y han activados el temporizador para asesinar al turista francés Hervé Gourdel, secuestrado el domingo mientras hacía senderismo en la región de Cabilia, al este de Argel. Gourdel, de 55 años, padre de dos hijos y guía de montaña, había viajado al país para participar en una excursión junto a otro francés y algunos amigos argelinos. Los terroristas habían amenazado con ejecutar a su rehén tras la negativa del Gobierno francés de ceder a sus pretensiones y dejar de atacar las posiciones del Estado Islámico en Irak.

Recordemos que en Siria e Irak, el grupo yihadista Estado Islámico ha 'decretado' la constitución de un 'califato'. Se trata de terroristas suníes procedentes de varios países, extremadamente radicales, disciplinados y fuertemente armados. Allí donde se instauran matan a todos el que no piense o crea como ellos y violan y esclavizan sexualmente a sus mujeres. Esto lo saben muy bien los cristianos que han tenido que huir de esas zonas. Sufren la profanación de iglesias, ataques a los fieles y el asesinato de curas. Las ciudades más afectadas, además de Alepo, han sido Homs y los alrededores de Damasco.

Pues bien: en ese 'peligroso' contexto, alrededor de 800 jóvenes cristianos de Alepo (Siria) se reunieron durante dos días en el centro salesiano de su ciudad, que todavía se encuentra dividida por la línea de fuego entre los "lealistas" (al Gobierno de Bashar Al Assad) y los rebeldes yihadistas, para insistir en la voluntad de resistencia de la comunidad cristiana. Lo indicó un sacerdote salesiano sirio que prefiere mantener el anonimato, informa Vatican Insider. 

A pesar de que los barrios cristianos de Alepo hayan sufrido los bombardeos de los milicianos que se oponen al régimen de Assad, el encuentro de dos días «representó un momento de alegría, de fe y de oración por la paz», indicó un religioso a la agencia italiana ANSA, quien recordó que los jóvenes subrayaban: «No tenemos miedo, nos quedamos aquí».

La situación de los cristianos en Siria, tanto en Alepo como en otras zonas, sigue siendo «dramática». Más de 200.000 cristianos han abandonado el país, mientras cientos de miles se han refugiado en el llamado "valle de los cristianos", a orillas del Mediterráneo, para huir de las ciudades o zonas de alto riesgo. Mharda, una pequeña ciudad en el centro de Siria en donde viven alrededor de 20.000 cristianos, durante semanas recibió amenazas por parte de los grupos vinculados al Estado Islámico, quienes afirmaban que habrían tomado la ciudad; «ahora la situación ha mejorado, pero sigue habiendo mucho miedo».

La tensión en muchas localidades cristianas es tan alta que las falsas alarmas son cosa de todos los días, por lo que, a menudo, la gente huye y luego vuelve para descubrir que sus casas han sido saqueadas por bandas criminales. «Nadie sabe cómo va a terminar esta guerra», dijo el sacerdote. Incluso entre los cristianos, como entre los musulmanes moderados, «es elevado el resentimiento hacia un Occidente que ha permitido que grupos terroristas proliferaran y se establecieran en diferentes partes de Siria, que había sido una nación símbolo de la convivencia entre las religiones». «Los Estados Unidos demostraron estar motivados solamente cuando se trataba de defender sus intereses petrolíferos, empezando por el Kurdistán iraquí», observó el prelado.

Entre las pocas certezas de una guerra que sigue su curso desde hace cuatro años, «y en la que es difícil, en ciertas zonas, comprender quién lucha contra quién», destaca «el hecho de que el ejército sirio representa todavía la unidad del país y que trata de mantener la seguridad en las zonas que se encuentran bajo su control, mientras el Estado central sigue pagando los salarios y las pensiones a sus ciudadanos, incluso en Raqqa, el bastión de los fundamentalistas del Estado Islámico», refirió el sacerdote. «En estos días comienzan nuevamente las clases, a pesar de todo».

Mientras tanto, el cardenal Fernando Filoni, Prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos y enviado personal de Papa Francisco a Irak, declaró a TV2000: «La situación en Irak es demasiado caótica en la actualidad, muy difícil, pero estoy seguro de que llegará un momento para que esta gente encuentre personalmente al Santo Padre». La entrevista al cardenal, que acaba de regresar de Bagdad, será transmitida mañana por el canal TV2000.

«El hecho de que el Papa no haya enviado a un diplomático, sino a un enviado personal –subrayó Filoni– quiere decir que él mismo quería, de alguna manera, estar presente». Y recordó la disponibilidad que expresó el Pontífice para visitar las zonas en conflicto, posibilidad que surgió en agosto de este año, mientras volvía a Roma desde Corea del Sur. El cardenal precisó que la de visitar Irak es una idea que el Papa «lleva en su corazón y en su mente».

José Ángel Gutiérrez
[email protected]