• El panorama para el reenganche laboral empeora aún más para los que tienen 55 o más años (0,5%). 
  • Los más beneficiados son los desempleados de entre 25 y 44 años, a quienes se dirigen el 85,7% de las ofertas.
  • En Madrid, País Vasco, Cataluña, Castilla y León, La Rioja, Galicia y Cantabria es más fácil encontrar empleo.
  • En el lado contrario de la balanza están el resto de autonomías, siendo Andalucía la que presenta menos posibilidades.
  • Por sectores, el industrial ofrece buenas alternativas de acceso al mercado laboral, pero no el de la construcción.

Como saben, en nuestro país la crisis económica ha dejado el empleo hecho un desastre, pues el paro aumentó hasta niveles desconocidos, y, aunque ahora se camina hacia la recuperación paso a paso, conviene no olvidar que las consecuencias. Entre ellas, a los grandes perjudicados, los parados mayores de 45 años, (41,01% del total) para quienes se ha complicado aún más su reenganche al mercado laboral.

Según un informe realizado por Adecco e Infoempleo, los desempleados de entre 45 y 54 años (26,57%) reciben sólo el 6,1% de las ofertas de empleo. Aunque la situación es todavía peor para los parados de 55 o más años (14,44%), pues sólo son destinatarios del 0,5% de las ofertas. Sin embargo, no sólo tienen más difícil reincorporarse al mundo laboral estos dos colectivos de desempleados, sino también el de los jóvenes de entre 16 y 24 años (7,71% de las ofertas).

Por su parte, los más beneficiados, según el informe, son los parados de entre 25 y 44 años (54,82% del total), a quienes se dirigen el 85,7% de las ofertas de trabajo. Esto se debe a que los jóvenes de entre 25 y 34 años acaparan el 53,2% de las ofertas, mientras que los desempleados de entre 35 y 44 tienen el 32,5%.  

Dados estos porcentajes, Adecco e Infoempleo consideran que es necesario enfrentar la oferta y la demanda de empleo para "analizar el grado de coherencia entre la formación y las necesidades productivas", así como "entre los perfiles profesionales y las necesidades empresariales" o entre la "ubicación y las miles de candidaturas".

Pero el informe va más allá, pues además de hablar de los colectivos y sus posibilidades de encontrar un puesto de trabajo, también señala en qué autonomías y sectores es más fácil y en cuales más complicado.

En Madrid, País Vasco, Cataluña, Castilla y León, La Rioja, Galicia y Cantabria el porcentaje de ofertas de empleo es mayor que el de población ocupada, por lo tanto, es más fácil encontrar trabajo. Por ejemplo, en la primera, las ofertas superan en un 6,1% el porcentaje de ocupados y en la segunda el incremento es del 4,7%.

En el lado contrario de la balanza están el resto de autonomías, es decir, las 10 restantes, siendo Andalucía la que presenta menos posibilidades de encontrar empleo, debido a que su ratio de oferta/demanda es del -4,36%.

Respecto a los sectores, el estudio apunta que los más benignos para el desarrollo profesional son los que generan un porcentaje de oferta superior al de la ocupación. Por ello, el industrial ofrece buenas alternativas de acceso al mercado laboral, ya que representa el 13,6% de la ocupación y recibe el 34,7% de las ofertas. Sin embargo, no ocurre lo mismo con el de la construcción, que sigue siendo castigado y es el que ofrece peores expectativas laborales (5,6% de ocupación frente al 1,9% de ofertas). Entre medias de ambos, pero también con mayor ocupación que ofertas están los servicios y la agricultura.

Cristina Martín

[email protected]