La subasta ha logrado captar 2.541 millones de euros, pero la rentabilidad del bono a diez años ha subido un 0,37%El pasado martes día 17 de abril, el Tesoro Público español tuvo que duplicar los tipos de interés para financiarse en una subasta de letras a 12 y 18 meses. Así que hoy también había expectación por el precio que los mercados iban a pedir a España por comprar su deuda. Y parece ser que los especuladores han dado una tregua a la deuda hispana.



Digamos que los tipos han sido 'decentes', dentro de que todavía están caros. El Tesoro Público ha adjudicado hoy 2.541 millones de euros -el objetivo máximo eran 2.500- en bonos a dos años y en obligaciones a diez subiendo ligeramente el interés de ambas emisiones. En concreto, a dos años, el Tesoro ha adjudicado 1.116 millones de euros con una rentabilidad del 3,52 %, prácticamente igual que el 3,519 de la anterior puja, y otros 1.424 millones a diez años, con una rentabilidad del 5,778 %, por encima del 5,403 % de la subasta precedente, pero por debajo del interés que ofrece hoy en el mercado secundario el bono español a diez años: es decir, inferior al 5,85% del mercado secundario. Cuando se escriben estas líneas, la prima de riesgo española alcanzaba los 412,3 puntos.



Y, de esa forma el Tesoro sigue financiándose: en lo que va de año ha emitido ya más de 60.000 millones de euros, las dos terceras partes de los 86.000 millones de euros brutos que espera colocar en deuda a medio y largo plazo en 2012. Y esa es la buena noticia.



Andrés Velázquez

[email protected]