El IPC cae una décima en noviembre y la tasa anual se reduce al 2,9%El Índice de Precios de Consumo (IPC) ha bajado una décima en noviembre en relación al mes anterior y ha dejado su tasa interanual en el 2,9%, seis décimas por debajo de la de octubre, según ha explicado este jueves el Instituto Nacional de Estadística (INE). Los principales factores de este descenso de la inflación han sido el abaratamiento de las gasolinas y el plan PIVE. La tasa del 2,9% alcanzada en noviembre es la más baja que registra el IPC desde agosto, cuando la inflación interanual se situó en el 2,7%.

Además, con el dato de noviembre, el IPC interanual pone fin a cuatro meses de ascensos tras haber repuntado desde junio un total de 1,6 puntos por la subida del IVA (en vigor desde el 1 de septiembre) y el encarecimiento de las medicinas y de los carburantes.

El INE confirma así el dato que avanzó a finales de noviembre y que sirve de referencia para actualizar las pensiones. Pero como ya sabrán, el Gobierno decidió no actualizarlas según el IPC y tampoco habrá paga de actualización.

Por otra parte, la inflación subyacente, que no incluye los precios de los productos energéticos ni de los alimentos no elaborados, redujo dos décimas su tasa anual en noviembre, hasta el 2,3%. Por su parte, el Indicador de Precios al Consumo Armonizado (IPCA) situó en noviembre su tasa anual en el 3%, cinco décimas menos que en octubre.

Los grupos que más han influido en el descenso interanual de los precios han sido el transporte, el ocio y la cultura, las comunicaciones y la vivienda. En el caso del transporte, su variación anual se redujo más de tres puntos, hasta el 3,1%, por el abaratamiento de los carburantes y lubricantes y también de los automóviles, hecho que el INE relaciona con el impacto del plan PIVE.

Por su parte, el ocio y la cultura presentaron una tasa anual del 1,2%, ocho décimas por debajo de la de octubre, por la bajada de los precios de los servicios recreativos y deportivos y del viaje organizado, mientras que las comunicaciones recortaron un punto su tasa anual, hasta el -2,7%, por el menor coste de los servicios telefónicos. Por último, la rebaja de los precios del gasóleo para calefacción motivó que la tasa anual de la vivienda bajara tres décimas en noviembre, hasta el 5,8%.

Andrés Velázquez
[email protected]