• Luis María Linde se ha impuesto a Fernando Restoy.
  • Cinco fondos norteamericanos, capitaneados por Guggenheim están dispuestos a adquirir el 51 ó el 100%. Aunque Bruselas preferiría el 100 por 100.
  • El arco de precio es grande: entre 200 y 1.000 millones de euros.
  • Pero todo depende de la subasta de CX, que es la que va a marcar el camino.

José María Castellano, presidente de Novagalicia Banco (NCG Banco) (en la imagen), está en la recta final para conseguir que su proyecto salga adelante, es decir, para evitar que se subaste la entidad gallega tal y como pretende el subgobernador del Banco de España, Fernando Restoy, al igual que el presidente del BBVA, Francisco González, quien sueña con absorber al único banco gallego que queda.

Pero el gobernador Luis María Linde, siguiendo instrucciones del ministro, Luis de Guindos, se ha impuesto a Restoy. Si Castellano consigue un comprador para NCG Banco no habrá subasta.

Y el caso es que las negociaciones con cinco fondos norteamericanos, capitaneados por Guggenheim, están ya en su recta final. Eso sí, todo depende de como termine la subasta de Catalunya Caixa. En otras palabras, el FROB ha pedido 900 millones de euros por CX y los postores exigen un crédito fiscal para hacerse con él. Pues bien, dependiendo de si a NCG Banco se le otorga ese crédito fiscal, los fondos están dispuestos a ofrecer entre 200 y 1.000 millones de euros. Eso sí, también ofrecen la alternativa de adquirir el 51% y que el Estado mantenga otro 49% con el compromiso de sacarlo a Bolsa en tres años.

Eso sí, Bruselas preferiría terminar con el asunto cuanto antes. Preferiría la compra del 100 por 100. Pero lo que está claro es que ya no es una cuestión política, sino económica. Y esas son más fáciles de solucionar: sólo se trata de dinero.

Eulogio López

[email protected]