Sus 7,6 millones de usuarios pagan sus impuestos pero no utilizan la sanidad del Estado

 

El digital Navarra Confidencial desmonta el sofisma de que la sanidad privada es un privilegio de los ricos y un ataque al Sistema público de salud. Lo cierto es que al pagar de su propio bolsillo están reduciendo el coste de la Sanidad pública, teóricamente universal.

Lo mismo puede decirse de la educación, aunque exista educación concertada financiada por el Estado, dado que ésta resulta mucho más barata para el Tesoro que la escuela pública.

Mariano Tomás

[email protected]