• "Hay que acabar con la religión en las escuelas y con la persecución a las mujeres por abortar", afirma.
  • Carme Chacón ha procunciado un breve discurso con guiños anticlericales el día que se ha proclamado abiertamente como alternativa a Rubalcaba: "El socialismo no puede esperar más".
  • Ha sido en la presentación de una conferencia de Juan Alberto Belloch, alcalde de Zaragoza, quien, por el contrario, ha ejercido de paladín de Chacón con una conferencia de una enorme altura política.
  • Eso sí, el significado político del acto es el siguiente: Belloch presenta en sociedad a Chacón como el relevo lógico de Rubalcaba.  
  • El alcalde con mayor peso político del PSOE reclama unas primarias inmediatas que, augura, ganará Chacón.
  • Estas palabras adquieren una enorme importancia, ya que Rubalcaba y los suyos pretenden postergar las elecciones internas hasta 2015 o finales de 2014.

Carme Chacón, ex ministra de defensa(en la imagen), ejercía en la mañana de este lunes de presentadora de Juan Alberto Belloch, el alcalde de Zaragoza,  protagonista del Foro de Nueva Ciudad. Al contrario que el político aragonés, que ha pronunciado un discurso de una enorme altura política con propuestas serias a la salida de la crisis, Chacón ha contrarrestado los esfuerzos de su paladín político con una presentación tan ramplona como fuera de lugar.

Las frases más contundentes y mejor construidas que ha pronunciado la política catalana hacían referencia a  una apuesta política contraria a lo que supone volver a la religión, "la religión obligatoria en las aulas, como es perseguir a las mujeres que abortan".  

En el acto, que se ha convertido en el primer mitin para unas primarias, Chacón ha llevado la contraria a Óscar López, secretario de Organización del PSOE, quien dejó claro que el partido elegirá candidato a la Moncloa meses antes de las elecciones. Para Carme Chacón  "El socialismo no puede dar la impresión de que en medio de tanta destrucción y sufrimiento acelerado se da todo el tiempo del mundo porque mucha gente no lo tiene". También, en una clara alusión a Rubalcaba, ha criticado las políticas cortoplacistas y tactistas.

Belloch o el arte de hablar en plata

Pero la artillería pesada en contra del actual líder del PSOE la ha descargado el alcalde de Zaragoza. Juan Alberto Belloch ha exhibido el talante de un político de cuyo carisma y elocuencia carecen por desgracia las actuales generaciones.



No le importa exponer teorías políticamente incorrectas, como que "la monarquía es mucho más barata que una república" y que "un rey aporta mayor capacidad de rédito a nivel internacional que un presidente". Está convencido de que Carme Chacón es la alternativa a Rubalcaba, "es la persona que puede liderar el nuevo proyecto progresista, y no sólo en las primarias, si se abre ese procedimiento",  un proceso que se muestra firme partidario de  anticipar y no esperar hasta el 2015 o finales del 2014 como propugnan las huestes rubalcabeñas.

"La gente tiene ganas de expresarse" y aunque reconoce que puede ser cierto que se corre el riesgo de "quemar al candidato" con unas elecciones internas menos tardías,  para el alcalde de Zaragoza "la política es justo eso".

El proceso de autocrítica hacia el socialismo español que ha hecho Belloch ha sido demoledor. "Hemos vuelto a perder con caídas históricas en Galicia, PaísVasco y Cataluña. El obvio fracaso de más no puede ocultar el nuestro". Si no se reacciona a tiempo, ha añadido, "nos podemos convertir en una fuerza marginal de la política española". También ha criticado a Zapatero por defender que nuestro sistema financiero era el mejor del mundo. Y sin referirse a nadie en concreto, ha señalado que "la inteligencia en determinados contextos no estorba demasiado".

Lástima que Belloch no quiera saltar a la política nacional. El aragonés, casado con la empresaria Mari Cruz Soriano, es, como lo definió Chacón, 'un hombre feliz en Zaragoza', y lo suficientemente inteligente como para pronunciar frases como ésta, muy alejadas del caca, culo, pedo, pis anticlerical de Chacón: "El nuevo proyecto progresista tiene que incluir un entendimiento del pensamiento liberal (no confundir con el neoliberalismo fanático), una asunción crítica de sus valores y la convicción insobornable de que el único proyecto merece la pena defender debe estar basado en la máxima protección de la libertad y la iniciativa individual" .

Y el alcalde de la ciudad de La Pilarica no tiene ningún inconveniente en utilizar palabras con resonancias bíblicas, para desarrollar un programa político de "diez mandamientos" con cierta enjundia que va a poner a disposición de Chacón. Como en la frase del Cantar del Mio Cid, Belloch  tiene demasiada categoría para ser vasallo de Carme Chacón.

Sara Olivo
[email protected]