• En nuestro país vivimos 46.815.916 habitantes, seis millones más que hace una década.
  • Causas: aumento de la esperanza de vida, que muchos extranjeros han adquirido la nacionalidad española y, en menor medida, un incremento de la tasa de natalidad (sobre todo en el período 2005-2009).
  • El número de extranjeros se sitúa en 5.252.473. Destaca especialmente el incremento de rumanos (de 57.533 a 798.104, un 1.287% más) y marroquíes (de 247.941 han pasado a 773.966, un 212% más).
  • Andalucía es la comunidad con mayor población (8,3 millones de personas), seguida de Cataluña (7,5 millones) y Madrid (6,4 millones).
  • Por el contrario, las dos ciudades autónomas Melilla (81.323) y Ceuta (83.517), así como La Rioja (321.173), son las que menos habitantes tienen.
España tiene una población de 46.815.916 habitantes a 1 de noviembre de 2011 (fecha censal). En relación con el censo de 2001, creció en 5.968.545, lo que supone un aumento del 14,6%, según ha informado hoy el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Según el INE, nunca se había producido en una década un incremento de la población tan elevado en términos absolutos ni relativos.

La principal causa del crecimiento de la población entre 2001 y 2011 se debe al fuerte incremento de la población extranjera. En ese periodo han llegado a España más de tres millones y medio de extranjeros. Destaca especialmente el incremento de rumanos y marroquíes en términos absolutos y el de paraguayos, bolivianos y rumanos en términos relativos. Por ejemplo: en diez años los rumanos han pasado de 57.533 a 798.104, es decir, un incremento relativo del 1.287%. Y los marroquíes, que en 2001 eran 247.941 han pasado a 773.966, un incremento relativo del 212,2%. Igualmente, los bolivianos eran hace diez años 11.311 y diez años más tarde 183.626, un crecimiento del 1.523%. En cuanto a los chinos, si en 2001 eran tan solo 27.595, ahora son 171.127, un 520% más.

En todas las comunidades autónomas se ha producido un incremento significativo del número de extranjeros respecto al censo anterior. No obstante, existen comunidades autónomas, como Islas Baleares, Región de Murcia, Comunidad Valenciana o Cataluña en donde el porcentaje de extranjeros respecto a la población de su comunidad autónoma supera el 15%.

Por el contrario, la "masiva" llegada de población extranjera (mayoritariamente más joven que la española) no ha impedido que en los diez años transcurridos desde el último censo la edad media haya aumentado en 1,5 años, según señala el INE.

La población española ha experimentado un aumento mucho menos pronunciado en términos relativos que la población extranjera y ha pasado de poco más de 39 millones de habitantes en 2001 a más de 41 millones y medio. Los motivos de este crecimiento son varios, como un aumento de la esperanza de vida desde el censo anterior, un incremento de la tasa de natalidad (sobre todo en el período 2005-2009) o el hecho de que muchos extranjeros hayan adquirido la nacionalidad española.

Andalucía es la comunidad con mayor población (8,3 millones de personas), seguida de Cataluña (7,5 millones) y Madrid (6,4 millones). Por el contrario, las dos ciudades autónomas Melilla (81.323) y Ceuta (83.517), así como La Rioja (321.173), son las que menos habitantes tienen.

Agrupando la población en grandes grupos de edad se observa, durante estos diez años, el incremento del peso relativo de la población de 40 a 64 años y la disminución del peso relativo de la población en edades de 16 a 39 años. Así, el estudio recoge que en la actualidad, por cada persona en edad no activa, hay casi exactamente dos personas en edad de trabajar.

En la comparación de las pirámides de población 2001 y 2011 se deduce que las generaciones más numerosas, que en el censo de 2001 estaban en torno a los 25 años, se sitúan ahora en torno a los 35 años de edad.

Las comunidades autónomas más envejecidas son las que se encuentran en el noroeste peninsular, mientras que las más jóvenes se sitúan en las islas y en el sureste de la Península. Destaca el  Principado de Asturias, con una edad media de 46,3 años. Asimismo, la comunidad que más ha envejecido es Canarias, seguida de Galicia, Extremadura y Principado de Asturias.  

José Ángel Gutiérrez
[email protected]