La puntilla ha sido la desautorización del candidato Rubalcaba al ministro Sebastián

Luis del Rivero se queda solo en su lucha por controlar Repsol. Desde Argentina, Petersen destaca el compromiso de inversión hasta 2013 y eso es lo que le vale al Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner. La presidenta argentina se manifiesta en contra de que los mexicanos tomen el control de Repsol-YPF.

En España. Sebastián había asegurado que la españolidad de Repsol estaba asegurada, cosa que Felipe González puso en duda. Pero el ministro se defendió y sugirió que las palabras de González debían explicarse por su condición de consejero de Gas Natural.

En el rifi-rafe ha mediado ahora el Candidato. Alfredo Pérez Rubalcaba, quien aseguraba este domingo en una entrevista en El País que las declaraciones de Sebastián eran "del todo improcedentes, porque cualquiera que conozca a Felipe González sabe que lo último que le preocupa a la hora de opinar es si está o no de consejero en una empresa".

Rubalcaba defiende así a la persona de Felipe González y, de paso, apoya las declaraciones del expresidente acerca del peligro que ronda a la españolidad de Repsol. En la lucha por la presidencia hay dos bandos claros y el del presidente de Sacyr está cada vez más vacío. Tampoco extraña que Rubalcaba quiera granjearse el apoyo del felipismo al tiempo que atiza una colleja al zapaterista Sebastián.

Por lo que se refiere al otro gran partido político nacional, en Hispanidad ya hemos contado que Mariano Rajoy ni siquiera ha querido recibir a Del Rivero.

Mariano Tomás

[email protected]