El justiprecio fijado por Rumasa fue de cero pesetas

El miércoles Ruiz Mateos trató de lanzar a los titulares de los pagarés de Nueva Rumasa contra el Estado pidiéndoles que reclamaran su deuda a Hacienda a cuenta de lo que le debían. En la mañana de este jueves, Hacienda se defendía mediante una nota en la que recordaba que hay "más de doscientas sentencias firmes del Tribunal Supremo contrarias a los intereses de la familia Ruíz Mateos" y un fallo del 22 de noviembre de 2004 del Tribunal Supremo que fija un valor de cero pesetas como justiprecio por Rumasa. En definitiva, que el Estado no prevé pagar a Ruíz Mateos por la expropiación de Rumasa, pese a que la familia ha reclamado una retasación de los bienes.

Mariano Tomás

[email protected]