La eléctrica suscribe un préstamo de 3.000 millones de euros

 

Iberdrola tendrá cinco años prorrogables a siete para pagar el crédito revolving multidivisa suscrito. La cantidad solicitada, 3.000 millones de euros, equivale al 9,6% de la deuda bruta de Iberdrola. Con ello, Iberdrola pretende cubrir los vencimientos y tener liquidez para futuras operaciones.

Claro que también es cierto que por pagar una deuda asume otra y se hace menos atractiva para quienes hayan puesto sus ojos en Iberdrola de cara a una OPA. De esta forma, contrarresta el precio de las acciones y las ansias de Florentino por hacerse con el control.

Mariano Tomás

[email protected]