• Hollande, sobre la intervención militar: "No tenemos vocación de permanencia".
  • Aunque el presidente francés reconoce que "en el norte del país hay terroristas escondidos que pueden llevar a cabo actividades extremadamente peligrosas para los países vecinos".
  • La Misión Internacional de Apoyo a Malí alcanzará los 8.000 efectivos.
Desde que entrasen los franceses en Malí para liberar al país de los yihadistas, desde el pasado 11 de enero, se puede decir que prácticamente han conseguido su objetivo. Los terroristas islamistas están huyendo hacia los países vecinos, al desierto o a las montañas de Kidal, muy cerca de Argelia.

La intención de los franceses, ya manifestada, es terminar el trabajo y volverse a casa cuanto antes. Lo último que desean es que el conflicto se perpetúe en el tiempo teniendo que combatir a guerrillas, con el consiguiente desgaste que ello conlleva en la opinión pública.

Por eso, Francia desea como agua de mayo que los soldados de la Misión Internacional de Ayuda a Malí (MISMA, por sus siglas en francés) sustituyan a su ejército lo antes posible y aseguren de forma permanente la integridad territorial de su excolonia. El presidente francés, Hollande, recalcó que las tropas africanas "deben tomar el relevo", y enfatizó que las fuerzas galas tienen el deber de "hacer posible que los africanos puedan darle a Malí una estabilidad duradera" para que el país emprenda un proceso de democratización y reconciliación nacional.

No obstante, los franceses son conscientes de que, si se van, la situación puede volver a como estaba antes. Según el presidente francés, François Hollande (en la imagen), "en el norte del país hay terroristas escondidos que pueden llevar a cabo actividades extremadamente peligrosas para los países vecinos".

A todo esto, la Misión Internacional de Apoyo a Malí alcanzará los 8.000 efectivos, según ha informado el jefe del Comité Militar de la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (CEDEAO), el marfileño Soumeila Bakayoko.
 
La pregunta es: ¿serán capaces esas tropas africanas de mantener a raya al yihadismo que atenta contra los derechos humanos allí por donde pasa O dicho de otra forma: ¿ganará Francia la posguerra

Andrés Velázquez
[email protected]