• El Juzgado de lo Mercantil número 1 de San Sebastián ha aceptado su oferta inicial, tras valorar un informe de la administración concursal de Fagor Ireland. 
  • Así se ha resuelto el recurso interpuesto por Cevital, pues el magistrado Pedro Malagón rechazó en un primer momento su oferta por considerarla "insuficiente".
  • Desde el Gobierno vasco, consideran que esto abre un escenario "esperanzador" para el mantenimiento del empleo y de la actividad de algunas plantas de Fagor en la región.

Cevital ya puede adquirir las marcas de Fagor Ireland Brandt, Dietrich, Vedette, Sauter y Easycook por 25 millones de euros, pues este viernes el Juzgado de lo Mercantil número 1 de San Sebastián ha dado el visto bueno a la operación.

Así, la compañía argelina, fundada por Issad RebRab (en la imagen) y que cuenta con 19 filiales y cuatro divisiones (agroindustria, automatización y servicios, industria y minoristas), llevará a cabo la operación por la oferta inicial, que en un primer momento fue rechazada por el magistrado Pedro Malagón por considerarla "insuficiente" en cuanto a "precio y garantías de cobro".

Sin embargo, Cevital recurrió esta decisión. En dicho recurso, defendía que el precio (25 millones) se correspondía con el valor de mercado y que la administración concursal había valorado las ofertas posibles y "como nadie paga más", el precio de mercado "coincide con lo que está dispuesto a pagar el único ofertante".

El juez ha tomado ahora una decisión favorable a la compañía argelina y para ello ha tenido en cuenta un informe de la administración concursal de Fagor Ireland, con el que no contó en su anterior resolución. En el mismo, la valoración de las marcas se mueve entre los 29,5 millones y los 33,6 millones, pero Malagón considera que estas cifras tendrían que ser inferiores, por la no inclusión del ejercicio 2013 y lo que va de 2014.

Todo este barullo judicial (sentencia contraria, recurso y sentencia favorable) que ha rodeado a la oferta de Cevital se ha producido en gran parte por la dificultad a la hora de valorar las marcas objeto de compra, afectadas por procesos concursales. Respecto a la exigencia de garantías, el magistrado cree que este aspecto no es objeto de recurso, ya que "se dice optar por el precio al contado".

Desde el Gobierno vasco se ha valorado esta resolución judicial como positiva. Arantza Tapia, consejera de Desarrollo Económico, ha comentado que este visto bueno abre un escenario "esperanzador" para que se pueda mantener el empleo y la actividad de algunas de las factorías de Fagor Electrodomésticos en el País Vasco. Esto permitirá que Cevital pueda adquirir algunas de las marcas de Fagor en esta región, pues la compañía argelina, al igual que el grupo de electrodomésticos catalán Cata, tiene interés en comprar algunas plantas de Fagor y seguir adelante con su actividad. Ante este interés el Gobierno vasco estará "atento y exigente" para que se den las "las mejores pujas que garanticen el mayor número de empleos y la mayor actividad industrial".

Cristina Martín

[email protected]