Draghi dice hoy que el BCE hará "todo lo posible" para salvar al euroTras el aviso de plante de Mariano Rajoy a Europa, es decir, o se ayuda a España en su crisis de deuda -comprando deuda española en el mercado secundario- o abandona el euro, parece que por fin el elefante europeo va a mover ficha. Porque a los mandamases continentales no les interesa que España abandone el euro, claro...

Este miércoles se supo que el BCE estudia medidas de alivio destinadas a los países con más presión por parte de los mercados, en especial España e Italia. Por ejemplo, el gobernador del Banco de Austria y consejero del BCE, Ewald Nowotny, se mostró ayer receptivo a la idea de reforzar el mecanismo europeo de rescate otorgándole una ficha bancaria que le permita financiarse directamente a través del BCE y comprar deuda.

Pues bien: hoy se ha conocido una posible solución. Que en vez de que el BCE compre deuda directamente -cosa que ya ha hecho en el pasado, por cierto-, lo compre el fondo de rescate denominado 'Fondo Europeo de Estabilidad Financiera' (FEEF), mediante una ficha bancaria que empiece a comprar deuda, es decir, como si fuera un banco.

Pero la clave está en que se haga rápido, pues España no puede seguir vendiendo deuda al 7% (cuando esto se escribe, al 7,05% y la prima de riesgo en los 573; menos que ayer, pero igualmente insostenible).

En cualquier caso, se trata de golosinas para España, para contentar a Rajoy mientras el 'cabeza cuadrada' del presidente del BCE, Mario Draghi, continúa negándose a comprar deuda española. Un 'cabeza cuadrada' que este jueves parecía que reculaba un poco, al decir que la institución está dispuesta a "hacer todo lo posible" para proteger al euro, incluyendo la posibilidad de actuar para contener los elevados costes de financiación de los países.

O sea, por medio de las golosinas...

José Ángel Gutiérrez
[email protected]