Es la pregunta de moda. Antes de responder con el 'no' del título hay que matizar: estamos saliendo de la crisis financiera de 2007 o del descenso del nivel de vida provocado Porque no es lo mismo, no Señor. Intentaré responder a ambas cuestiones.

Supongo que la mayoría de los que formulan la pregunta se refieren a la segunda opción. A si la economía española está mejorando o no. 

¿Mejora la economía española Pues sí, a costa de mucho sacrificio.  Aquí ocurre algo similar a los regímenes para adelgazar. Se puede perder peso llevando una vida más sana, haciendo algo de ejercicio, evitando las grasas y moderando el consumo de alcohol y los dulces. ¿Es esto lo que está ocurriendo Me temo que no. El régimen al que se ha sometido a los españoles consiste en dejar de comer, como las actrices cuando cambian de papel. ¿Y hemos perdido peso Por supuesto que sí. Y eso es bueno, salvo que acabemos en anemia.

 

Pero todo esto se refiere a los efectos más próximos de la crisis, no a la causa más profundas de la misma. Hablamos ahora de la crisis mundial, nacida en Estado Unidos en 2007. El motivo de esa crisis fue el sobreendeudamiento de países, empresas y particulares, sobre todo de los primeros. Un sobreendeudamiento alimentado por la producción de dinero de los bancos centrales y por políticas económicas que priman a los rentistas sobre el emprendedor.

¿Hemos aprendido la lección, hemos dejado de producir dinero No, la contrario, le hemos echado gasolina al fuego. La crisis no sólo no ha acabado sino que se ha convertido en permanente.

La parte menos visible consiste en una alianza entre políticos y banqueros. Los políticos emiten deuda sin control y los bancos la compran. Al final, es posible que los bancos entren en crisis y entonces sus coaligados, los políticos, acudan a salvarlos con dinero de todos los contribuyentes.

No, no estamos saliendo de la crisis financiera: la estamos agudizando.

Eulogio López
[email protected]