El Tribunal considera probado que Mediaset infló el precio de las películas estadounidenses para poder evadir al fiscoEl exprimer ministro italiano Silvio Berlusconi fue condenado este jueves en firme a 4 años de prisión por fraude fiscal por el Tribunal Supremo, que rechazó el recurso de la defensa de Berlusconi por el 'caso Mediaset', en el que se investigaba una presunta trama de fraude fiscal.

Sin embargo, qué suerte la suya -distinta a la del resto de los mortales-, Berlusconi no tendrá que ir a la cárcel por su edad y deberá cumplir un año de arresto domiciliario o con prestaciones sociales. Además, el Tribunal aplazó su inhabilitación para el ejercicio de cargo público a la espera de que la Corte de Apelación de Milán calcule de nuevo el plazo.

El Tribunal considera probado que Mediaset, el grupo empresarial de Berlusconi, infló el precio de las películas estadounidenses para poder evadir al fisco y desviar los ingresos -de casi siete millones- a cuentas en el extranjero.

Tras conocer la decisión del Supremo, Berlusconi expresó su intención de no renunciar a la política y la esperanza de que la condena haga que los ciudadanos abran sus ojos sobre el "sometimiento" que ejerce parte de los jueces sobre Italia. Habló de "persecución" judicial y aseguró que pondrá todas sus fuerzas para intentar llevar una "revolución liberal" a su país y situar a Italia como protagonista de la escena internacional.

Los abogados de Berlusconi anunciaron que pretenden llegar hasta instancias europeas para recurrir la confirmación de la condena por fraude fiscal dictada ayer por el Supremo.

Un capítulo más de los culebrones a los que nos tiene acostumbrados el magnate italiano.

Andrés Velázquez
[email protected]