• El Ebitda de Endesa baja un 5% en España, Portugal y parte de Europa.
  • Mientras, en Hispanoamérica crece un 16% gracias, sobre todo, a los tipos de cambio.
  • Sin embargo, el gasto financiero neto se ha incrementado un 22% por las provisiones del ERE en vigor.
  • La eléctrica, por su parte, alega que la regulación del Gobierno le ha 'costado' 70 millones de euros.

Malos resultados de Endesa en el primer trimestre del año, sobre todo en España y Portugal. La compañía presidida por Borja Prado (en la imagen), ha visto cómo su negocio en la Península Ibérica se ha reducido en 49 millones de euros.

Por su parte, en Hispanoamérica, esto es, en Perú, Chile, Brasil, Argentina y Colombia, el beneficio se ha mantenido prácticamente inalterable (0,7% más), con un buen crecimiento de la demanda de energía que elevó sus ventas en un 5,7%. Gracias a esto y, sobre todo, al buen comportamiento de los tipos de cambio, el Ebitda del negocio en esta región subió un 15,6%, hasta los 787 millones de euros.

Asimismo, y según los datos enviados a la CNMV, el gasto financiero neto de la compañía creció un 22% respecto al primer trimestre de 2011 debido principalmente a la actualización de las provisiones para hacer frente al ERE que está vigor.

Con todo esto, la empresa culpa de los flojos resultados a las medidas del Gobierno aprobadas el pasado 30 de marzo y que incluyen recortes a la retribución a la distribución y los pagos por capacidad. En este sentido, desde la eléctrica afirman que esta regulación ha tenido un impacto negativo en sus cuentas que asciende a 70 millones de euros.

Pablo Ferrer

[email protected]