Pese a que ha subido un 0,4% en marzo respecto a febreroSorpresas que da la vida. El Índice de Precios de Consumo (IPC) subió en marzo un 0,4% respecto a febrero, pero recortó cuatro décimas su tasa interanual, hasta el 2,4%, gracias al abaratamiento de los carburantes, según el indicador adelantado sobre la evolución de los precios en España publicado este miércoles por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Sorpresa es que haya bajado el precio de los carburantes en marzo porque todos sabemos que los fines de semana suben los precios. Y ya verán ahora en Semana Santa... Y también, porque todos conocemos que las bajadas en el precio del barril no se trasladan con tanta celeridad a los precios de los combustibles como las subidas. 

El caso es que otro dato interesante es que la tasa interanual del 2,4% alcanzada en marzo es la más baja desde julio del año pasado, cuando la inflación se situó en el 2,2%. El IPC se mantiene así, por quinto mes consecutivo, por debajo del umbral del 3%, después de tocar techo el pasado mes de octubre cuando, tras la subida del IVA, la inflación se disparó hasta el 3,5%.

Por su parte, el Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA) se situó en marzo en el 2,6% en tasa interanual, tres décimas por debajo del dato de febrero. En tasa mensual, el IPCA subió un 1,9% en el tercer mes del año.

No obstante, recordemos que los indicadores adelantados sólo proporcionan información orientativa, de tal forma que no tienen por qué coincidir con los datos definitivos, que el INE publicará el próximo 12 de abril.

José Ángel Gutiérrez
[email protected]