Mientras, el sector en España sufre graves caídas mensuales

 

El Estado recauda más de 18.000 millones por el consumo de carburante.

La Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (ANFAC) ha publicado un informe en el que saca a la luz los ingresos del Estado debido a las tasas de impuestos relacionados con la automoción.

Según ANFAC, el Estado ha ingresado en 2010, 24.688 millones de euros, un 6,8% más que en 2009. El mayor de los impuestos es debido al consumo del carburante que supone el 70% de los ingresos, más de 18.000 millones de euros, y ha supuesto un incremento con respecto al 2009 del 7,8%.

Pese a estos ingresos, los datos del mundo del automóvil no parecen ser tan buenos, ya que la matriculación de turismos sigue cayendo durante el 2011, como ha venido sucediendo durante el segundo semestre de 2010, aunque los ingresos por adquisición de vehículos o el impuesto de matriculación no se han visto afectados ya que el Estado ha recaudado más en 2010 que en 2009.

El ingreso por el consumo de carburante, además, da muestras de que seguirá creciendo ya que con los incrementos de precio de las últimas semanas, y con vistas a que el conflicto libio no se va a solucionar a corto plazo, los precios seguirán en sus máximos. Y además, la mitad de lo que cuesta el litro de gasolina es para impuestos. Casi nada.

Juan María Piñero

[email protected]