• El coste laboral por trabajador y mes también cae, un 3,2%, hasta 2.598,69 euros.
  • Las  cotizaciones obligatorias a la Seguridad Social (que achicharran a las empresas) se mantienen: disminuyen sólo un 0,6%.
  • El coste laboral por hora efectiva baja un 2,2%. 
Este viernes ha informado el Instituto Nacional de Estadística (INE) de que el coste laboral por trabajador y mes alcanzó los 2.598,69 euros en el cuarto trimestre de 2012, lo que supone un descenso del 3,2% respecto al mismo periodo del año anterior. Es la tasa más baja registrada desde que se elabora la encuesta.

De ese coste total laboral, 1.946,91 euros corresponden a salarios (o sea, costes salariales) y 569,01 euros a cotizaciones obligatorias a la Seguridad Social. El resto corresponde a indemnizaciones, prestaciones sociales, etc

El coste salarial, que comprende salario base, complementos salariales, pagos por horas extraordinarias, pagos extraordinarios y pagos atrasados, medidos en términos brutos, disminuye un 3,6% en tasa anual, pasando de 2.020,13 a 1.946,91 euros por trabajador y mes. Uno de los conceptos que comprenden el coste salarial es el IRPF, que, como se sabe, ha subido por obra y gracia del Gobierno Rajoy. En consecuencia, como ha subido mucho el IRPF, al trabajador le queda menos sueldo. De ahí la bajada de sueldos a los españoles que, en este contexto de crisis, es todavía más sangrante.

Los otros costes (costes no salariales) se reducen un 1,8%. Su principal componente, las cotizaciones obligatorias a la Seguridad Social, disminuyen un 0,6%. Estas cotizaciones a la Seguridad Social que afectan a las empresas son mucho más caras en España que en Europa. Por ello deberían bajarse. Pero el Gobierno no quiere. Y mientras, las empresas se achicharran con tanto gasto.

Por otra parte, el coste laboral por hora se reduce un 2,2%. Este descenso, inferior al del coste por trabajador, se debe a la bajada del número de horas efectivas de trabajo en un 1,0%.

Andrés Velázquez

[email protected]