Francia prevé una quita en la deuda griega superior al 21% acordado

 

El boletín mensual del Banco Central Europeo se reitera que el regulador comunitario no acepta la quiebra total ni parcial de ningún país de la Eurozona. La afirmación implica también el rechazo a un plan de rescate que obligara a los acreedores privados (especialmente los bancos) a formar parte.

La alternativa es pues aliviar la deuda griega mediante una quita que podría llegar hasta el 50%, lo que equivaldría a pérdidas superiores a 100.000 millones de euros para los acreedores. Sobre todo, Grecia debe dinero a franceses y alemanes, por lo que el debate sobre la quita está abierto y todos hacen sus cálculos. Por ahora, Francia admite que la quita superará el 21% y estudia el nivel para que sea "aceptable y sostenible".

Mariano Tomás

[email protected]