El PIB se recortaría tres décimas sobre los datos previstos y el paro crecería en cuatro décimas hasta llegar al 20,5%

 

El último informe que ha realizado el BBVA, "Situación España", ha mostrado un panorama poco halagüeño y ha ofrecido previsiones más pesimistas que las realizadas en anteriores escritos.

Según lo dicho en el informe, este año el paro previsto se elevaría dos décimas hasta el 20,8%, mientras que el PIB se mantendría inalterable en los porcentajes anteriormente ofrecidos (0,9% para 2011). Pero los datos más demoledores serían las previsiones para 2012 ya que la revisión a la baja realizada por el BBVA colocaría al PIB en el 1,6%, tres décimas menos de lo previsto, y elevaría cuatro décimas hasta el 20,5% la tasa de paro.

Con estos números, se percibe según el BBVA un crecimiento que "sigue siendo lento" y las reformas que se han puesto en marcha serían insuficientes para que se produjera un crecimiento notable ya que los aumentos del precio del crudo y de los tipos de interés lastrarán el repunte previsto. Esto será principalmente lo que provocará que el consumo doméstico siga tan débil como en los últimos meses.

Andrés Velázquez

[email protected]